Los visitantes disfrutan de una plácida mañana de sábado en el Centro de Cuernavaca; niños jugando con burbujas de jabón, una visita a sitios históricos y hasta compras de zapatos artesanales.

Fotos: Valeria Ortega / DDM