En redes sociales, como ha ocurrido en diversas ocasiones, volvieron a circular fotos donde se aprecian presuntas fallas en el distribuidor vial Emiliano Zapata, ubicado en la colonia Buena Vista, en Cuernavaca.

Lo anterior, a colación del accidente ocurrido anoche en la línea 12 del Metro en la Ciudad de México, donde dos vagones se vinieron abajo tras colapsar una trabe que sostenía la vía.

El saldo preliminar es de 24 muertos y 79 heridos.

A raíz de este incidente, en Cuernavaca diversos usuarios comenzaron a re circular fotos de años pasados, las cuales se han venido difundiendo como un posible riesgo en el lugar.

 

Algunos usuarios citan las "malas condiciones" supuestamente existentes en el distribuidor, por una aparente apertura entre las trabes, lo cual se ha demostrado en diversas ocasiones que es una ilusión óptica

 

 

PC lanza drones para revisar la estructura

A raíz de esto, esta tarde, personal de Protección Civil de Cuernavaca, apoyado de drones, realizó una revisión de rutina a la estructura, donde no existe riesgo aparante de posible caída o derrumbe, como el que ocurrió anoche en la Ciudad de México

La última revisión, el año pasado

El año pasado, el propio alcalde Antonio Villalobos realizó una inspección nocturna de la estructura, donde se determinó que no hay riesgos.

En esa ocasión, verificó y confirmó el buen estado general y, en especial, de las uniones de las “ballenas” que componen el distribuidor vial de Buena Vista, ante la alerta que suscitaron fotos y comentarios en redes sociales con supuestas fallas en la estructura.

Desde que empezaron a circular las fotos en redes sociales, el alcalde dispuso el cierre de los pasos a desnivel para evitar mayor alarma entre automovilistas que circulan por el distribuidor vial y entre la población del lugar; esperó la disminución del tráfico vehicular y en la noche del mismo domingo, durante hora y media revisó el estado de toda la estructura.

Villalobos Adán hizo la inspección nocturna asesorado por el entonces titular de la Subsecretaría de Protección Civil (SPC), Gonzalo Barquín Granados; Rubén David Tola Gómez, subsecretario de Obras Públicas y el secretario del ramo, Alberto Kanek Zagal González, quienes concluyeron la inexistencia de fallas estructurales y superficiales.

Zagal González explicó específicamente sobre la supuesta “fractura” exhibida en redes sociales: “se trata de la unión de las dos ‘ballenas’ con dirección poniente – oriente, la primera que es el arranque de la recta y la segunda que es la curva, hacia la avenida Colegio Militar; dicha unión, vista desde abajo se ve desplazada, pero no se trata de eso, ni es una falla estructural, sino de la geometría y perspectiva de la juntura de los componentes del distribuidor.”

Durante su recorrido, el alcalde confirmó que la parte superior de las uniones de las “ballenas” sobre las que circulan los vehículos no tienen separaciones, rupturas ni grietas; incluso, las marcas colocadas por ingenieros que después del temblor de septiembre de 2017 inspeccionaron el distribuidor vial, no registran ningún tipo de desplazamiento.