Cuernavaca, MORELOS - El gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo, hizo un enfático llamado a la población a actuar con prudencia y responsabilidad para evitar rebrotes de COVID-19, luego de que el semáforo de riesgo epidemiológico ha pasado de rojo a naranja.
El mandatrio morelense se refirió a través de un comunicado de prensa al pronunciamiento hecho en la conferencai que preside el doctor Hugo López Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud,  donde se anuncio la reapertura parcial de actividades en Morelos.
Blanco Bravo mencionó que este logro se debe a la actuación responsable de todos durante la fase crítica de la pandemia, especialmente al personal del sector Salud; sin embargo, indicó, falta mucho para que la crisis quede atrás, por lo que invitó a redoblar esfuerzos desde todos los sectores de la sociedad.
Exhortó a no caer en excesos de confianza ni relajar las medidas preventivas, ya que de hacerlo podría darse un rebrote de coronavirus, lo cual obligarían a regresar al confinamiento.
Reiteró que el Gobierno que encabeza continuará trabajando de manera decisiva y responsable para seguir enfrentando al virus también conocido como SARS-CoV-2, así como para encontrar un equilibrio entre el tema sanitario y económico.
“La reapertura social y económica tiene que ser gradual, responsable y ordenada”, aseguró el jefe del Ejecutivo en Morelos.
Finalmente, insistió a las y los ciudadanos en el llamado al aislamiento social y a mantenerse en casa en la medida de sus posibilidades para evitar cualquier tipo de riesgo de contagio; “con la salud y con la vida no se juega”, concluyó.

Redacción DDM
local@diariodemorelos.com