Cuando las personas pensamos en especies en peligro de extinción, generalmente vienen a nuestra mente animales que suenan "muy exóticos" y que, tal vez por ignorancia o falta de curiosidad, jamás imaginamos siquiera que han existido, como el Orangután de Borneo, o el Rinoceronte de Sumatra, los cuales suenan como seres lejanos, y casi ficcionales para algunas sociedades.

Sin embargo, especies tan conocidas para nosotros como las jirafas, las cuales hemos aprendido a amar ya fuera por el cine, la televisión, zoológicos o en algunos casos hasta en safaris, nunca podrían dejar de existir en nuestro mundo cotidiano ¿verdad?

Lamentablemente, la respuesta a esto es negativa.

De acuerdo a un comunicado emitido por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, las jirafas, las cuales cuentan solamente con 97 mil 600 ejemplares actualmente, han sido oficialmente catalogadas como especie en peligro de extinguirse.

 

Las tres principales razones por las cuales las jirafas podría desaparecer de la faz de la tierra son las siguientes:

  • Pérdida de su hábitat por acciones del hombre, como la deforestación o el crecimiento de la población humana.
  • Disturbios civiles y militares
  • La caza ilegal

La jirafa es un animal valorado comercialmente por muchos cazadores furtivos en el mercado negro, ya que casi todas las partes de su cuerpo son utilizados con algún propósito de producción.