El constante uso de las redes sociales nos abre la posibilidad a una línea paralela de la realidad que en determinado momento puede llegar a ser perpendicular, es así que a través de ello podemos encontrar rasgos característicos de las personas que no siempre sean los más agradables; por otro lado, podemos apreciar también las más amplias muestras de afecto y solidaridad no sólo entre personas, sino entre personas y animales.

Es el caso del pequeño Simón, un pequeño cachorro que fue descubierto en el pórtico de un usuario de Twitter, quien posteriormente compartió fotografías y la emotiva carta de un pequeño anónimo en la que explicaba las razones por las que tuvo que “encargar” a su perrito.

 

“Te dejo a Simón,

es mi perro, no quiero que mi papá le pegue,

 llora mucho porque no hay comida,

 te dejo mis ahorros para sus tortillas,

 no le peguen porque mi papá le pega mucho,

 Simón come mucho.

No se lo lleven,

 cuando crezca vengo por Simón”

 

 

Los comentarios de los usuarios de Twitter no se hicieron esperar y hubo quien se ofreció a cuidar a Simón en su domicilio, o en un refugio de animales mientras el pequeño que lo dejó en la puerta tenía la edad suficiente para regresar por su perro.

Otros tantos más manifestaron su interés en conocer al niño que había tenido que enfrentar la situación de alejarse de su mascota.

No se especificó el lugar donde ocurrió esto, pero se cree fue en México.

Sin duda, internet nos da una enorme cantidad de temas que pueden ser pueriles o importantes o la normalización de los mismos no suele permitirnos conmovernos del dolor de otro ser vivo. Son estos gestos los que nos muestran la empatía y la calidez humana.

 

Israel García Rojas

259401.ig@gmail.com

Fotos Galería: 

Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado