Siguenos en
    

Cae una pareja de hermanos por extorsión

Ciudad AYALA, MORELOS.- Una pareja de hermanos fue detenida luego de haber sido sorprendidos cuando pretendían cobrar el pago de una extorsión, en el interior de una gasolinera ubicada en el poblado de Anenecuilco.
Se trata de los hermanos Susana  y Daniel Rendón Rico, de 22 y 19 años, respectivamente, ambos con domicilio en el municipio de Ayala, los cuales fueron puestos a disposición del Ministerio Público por el delito de extorsión agravada.
Los hechos se suscitaron cuando la mujer y su hermano decidieron contactar a un ex compañero de trabajo, al cual, en repetidas ocasiones, le solicitaron dinero en efectivo a cambio de que le brindaran seguridad y de que no le hicieran daño.
Tras las amenazas, la víctima accedió a las peticiones de la pareja, por lo que les entregó en varios pagos un total de 12 mil pesos en efectivo, para que los hermanos no cumplieran con sus amenazas.
Fue el sábado por la mañana cuando de nueva cuenta el hombre volvió a ser contactado por los hermanos, quienes le pidieron más dinero, por lo que el hombre accedió a entregarlo, sin embargo, antes, acudió a la Fiscalía General  donde denunció los hechos.
Debido a ello, los agentes ministeriales realizaron un operativo en la avenida Emiliano Zapata, a la altura de una gasolinera en el poblado de Anenecuilco, en donde la víctima había pactado con los extorsionadores que les entregaría el dinero.
Ahí, los hermanos arribaron a bordo de un automóvil Volkswagen-Jetta, color verde, placas PXY-6693 de Morelos, del cual bajó Susana y se dirigió a donde se encontraba su víctima, quien le dio una bolsa con el dinero, momento en el cual los hermanos fueron detenidos por los agentes, los cuales los pusieron a disposición del Ministerio Público.

Hechos

Lo amenazaron con hacerle daño
Los hermanos lo contactaron para exigirle dinero a cambio de brindarle seguridad, y si se negaba, atentarían contra su persona.

12 mil pesos ya les había entregado en varios pagos.

1 auto les fue incautado a los extorsionadores.


COMENTARIOS