Río de Janeiro.- Varias personas se encuentran desaparecidas después de que un edificio de 26 plantas en Sao Paulo, que estaba siendo ocupado irregularmente por más de un centenar de familias, se incendió por completo esta madrugada y, horas después, se derrumbó.

El incidente, captado por las cámaras de televisión, se produjo en el centro de la ciudad de Sao Paulo durante la madrugada, y ahora las autoridades trabajan en la búsqueda de desaparecidos entre los escombros.

Los bomberos y la policía, así como la prensa, sigue desde primeras horas de este martes el incidente, en el que por el momento una mujer, un hombre y una pareja de niños gemelos están desaparecidos.

El incendio se produjo, al parecer, por una explosión en el quinto piso, causada quizá por un tanque de gas para cocinar, y rápidamente las llamas se extendieron por toda la estructura del inmueble, de madera, hasta provocar que la construcción se derrumbara.

El edificio, que es una antigua sede de la policía construida en 1966, es propiedad del gobierno brasileño, pero estaba siendo ocupado irregularmente por unas 150 familias que pagaban un alquiler también de forma ilícita, según las primeras informaciones.

Una iglesia luterana en las inmediaciones quedó damnificada, mientras los edificios aledaños tuvieron que se evacuados hasta certificar que no hay riesgo de derrumbe.

El presidente Michel Temer, quien se encontraba en Sao Paulo por el feriado del Día del Trabajador, compareció al lugar de los escombros y dijo que “serán tomadas providencias para ayudar a los que perdieron sus familias”.

El mandatario, quien tuvo que comparecer brevemente ante la prensa por causa de protestas y gritos contra él, dijo que la “situación (de ocupación del edificio) era dramática, por eso pasó lo que pasó”.

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...