Cuenta la leyenda que el pan de muerto tiene sus orígenes en las tradiciones precolombinas, cuando los aztecas veneraban a un dios sacrificando a una bella doncella virgen, extirpando su corazón y comiéndolo con amaranto y sus aún potentes latidos. Fue ya con el paso del tiempo, y la colonización de los españoles, que el corazón se sustituyó con pan con azúcar pintada de rojo ?para simular la sangre?. Se trata de una noble y escalofriante leyenda, la cual ha provocado la creación de un sinfín de recetas y anécdotas asociadas con el pan de muertos.

Entre ellos, por ejemplo, está el pan de muerto con ajonjolí, azúcar o marmoleado, cuyas recetas varían según la región del país en que se realice. Ahora, en la ciudad de México, llegan alternativas deliciosas del pan de muerto; por ejemplo:

 

 

La Condesa es uno de los lugares con mayor variedad gastronómica. Sin embargo, ¿alguna vez se te ocurrió considerar un pan de muerto como el pan de las hamburguesas? Por supuesto, no lleva azúcar; y es un pan de hamburguesa pero más suave. Las opciones de este producto alternativo son hamburguesa ?con pan de muerto? de cordero, res, pollo y vegetariana.

Y te dejamos un receta por si gustas hacerla

Para realizar tu panburguesa de muerto puedes seguir las siguientes recomendaciones:Pan de muerto sin azúcarPan de muerto tradicional 

Lo que necesitarás

1 taza de quinoa

2 taza de agua

850 gramos de frijol negro cocido

2 ajos picados

1 limón en jugo

2 cucharadas de aceite

½ cebolla picada

¼ de taza de perejil picado

4 cucharaditas de ajonjolí

Sal y pimienta

900 gramos de ternera picada o bistec magro de buey 

2 cebollas finamente picadas 

25 gramos de pan molido 

1 huevo ligeramente batido 

1 1/2 cucharadas de tomillo picado 

Pimienta 

6 panes para hamburguesa 

Pero si prefieres algo dulce ¿qué tal un pan de muerto con helado?

La heladería Don Paletto

 

 

Ubicado en Popotla, esta heladería recreó la idea del pan de muerto en un postre con pan más suave, como si fuese un helado; e inclusive, hasta se desarrollaron nuevos sabores y rellenos de helados como bourbon, almendra, nuez y avellana.