QUIÉN IBA a pensar que tan vieja y lejana como es la Real Academia de la Lengua Española, pudiera ser tan acertada para describir el hoy y aquí de terminajos como “migaja”, que ya se pelea con uñas y dientes. 

 

Dice la RAE que “migaja” es: Parte más pequeña y menuda del pan, que suele saltar o desmenuzarse al partirlo. Porción pequeña. Nada o casi nada. Desperdicios o sobras de alguien, que aprovechan otros. 

 

Verán: para las elecciones del 6 de junio, en Morelos están apuntados 23 partidos políticos, de los cuales al menos 15 van como comparsas en busca de pepenar siquiera una “migaja” de lo dejen los grandes. 

 

CIERTO QUE hay unas nueve diputaciones federales en juego para Morelos, así como 20 locales entre pluris y uninominales, 36 alcaldías y sindicaturas en momentos diferentes, pero los tiradores son muuuchos más. 

 

Alias, de todo este jolgorio al que invita Doña Democracia saldrán muchos damnificados y algunos cuantos apenas alcanzarán dos-tres migajas, y el pleito ya se está dando entre la chiquillería y varios desplazados. 

 

El fenómeno de las alianzas partidistas es un claro ejemplo con los partidos “morralleros” que les urgió pegarse a otros grandes, so riesgo de perder hasta el registro, siendo una muestra el Social Demócrata. 

 

OTROS PARTIDOS en busca de pepenar siquiera algunas migajas son Humanista, Nueva Alianza, Movimiento Ciudadano, Verde… y hasta los nuevos, que si no se “ayuntaron” a otros es porque están impedidos. 

 

Algo similar, pero dentro de los mismos partidos grandes es lo que sucede, por ejemplo en Morena y PAN, donde algunos de sus integrantes han puesto el grito en el cielo a ver que se quedarán chiflando en la loma.

 

En Morena-Morelos, bocabajeado por su dirigente nacional Mario Delgado, ayer confirmaron que están en una rebeldía moderada, casi suplicante, de que les dejen algo y no se lo lleve todo Encuentro Social. 

 

Y EN el PAN, el junior Juan Pablo Adame rompió lanzas con los otros juniors Martínez Terrazas, porque ¡cómo es que la dinastía Adame va a quedar desplazada ! y, en cambio, el Social Demócrata sí se llevará su tajada.

 

Por E. Zapata / opinion@diariodemorelos.com / Twitter: @ezapata1