El expresidente Evo Morales arribó al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), donde fue recibido por Marcelo Ebrard, titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

"Darle la mas cordial bienvenida a Evo Morales y a su comitiva a México, es para nosotros un día de alegría porque el asilo que se ha ofrecido ha sido efectivo y ya está en tierra mexicana donde gozará de seguridad y protección a su vida", indicó Ebrard.

Por su parte, Evo Morales indicó que tres semanas después de que ganó la reelección de la presidencia de Bolivia se generó un golpe a la que se sumó la policía y ejército nacional.

Indicó que tras el golpe fueron quemadas propiedades "como política de intimidación y escarmiento" contra funcionarios.

"Quiero decirles que estamos muy agradecidos porque el presidente de México y el pueblo boliviano nos salvó la vida... cuando llegué al trópico me contaron que se ofrecía 50 mil dólares por mi muerte".

"Estamos seguros que todos los pueblos del mundo deben liberarse, pensamos que se había terminado con la humillación y la intimidación que no respetan..."

"No por este golpe voy a cambiar, seguiré trabajando con los pueblos más humildes".

 

 

En los alrededores del AICM, policías federales aprovecharon la coyuntura mediática, volvieron a manifestarse y a bloquear accesos de la Terminal 1.

 

 

¿Cuáles serán sus primeros pasos en México?

Su residencia, su posible solicitud de refugio o los recursos de los que dispone son algunas de las incógnitas que persisten a horas de la llegada de Evo Morales a México como asilado tras renunciar a la Presidencia de Bolivia este domingo.

La conferencia matutina desde Palacio Nacional se centró este martes en la inminente llegada de Evo Morales a México en condición de asilado político, una decisión que, según explicó Marcelo Ebrard condujo a un "periplo" por América Latina de la aeronave militar que fue a recogerlo a Bolivia.

Si el viaje ya está siendo difícil, tampoco queda muy claro cuáles serán los primeros pasos de Evo Morales en México, a tenor de las respuestas que dio el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) en México.

El lunes Gobernación explicó en un boletín que Evo Morales puede optar por solicitar la condición de refugiado en México, lo cual garantizaría su "no devolución" a su país de origen o el lugar donde se amenace su vida.

Cuestionado sobre este tema, Ebrard se limitó a explicar que su condición de refugiado se gestionará, si así lo considera pertinente Morales, una vez ya esté en México.

Finalmente, se le preguntó sobre los "recursos" con que viajaría Evo Morales, a lo que Ebrard dio una contundente respuesta: "No creo que traiga ni cartera 'mano (hermano), son condiciones muy precarias. Imagínate, en medio de un proceso político de esta naturaleza. La verdad es que no creo que traiga consigo recursos".

El domingo, Evo Morales había anunciado la repetición de las elecciones presidenciales después de que la Organización de Estados Americanos (OEA) diera a conocer numerosas irregularidades en los comicios del 20 de octubre pasado en los que fue reelegido para un cuarto mandato.

Después de su anuncio, y ante las presiones de policías y militares, Morales anunció su renuncia a la Presidencia tras casi 14 años en el poder.