Cuando los salvajes quieren un fruto, cortan el árbol  y arrancan el fruto. Aquí la imagen de un gobierno despótico. 

Charles Louis de Secondat,
barón de Montesquieu, 
filósofo y jurista francés.

En febrero reciente, así el reto: “…y si quieren putazos…, yo soy sanmigueleño, va, uno a uno, como siempre lo hemos dicho; hoy nos tratan de amedrentar y son mamadas”.

Cualquiera pensaría que el de la voz sería algún chamaco bravucón de barrio; pero no, se trató del señor ciudadano presidente municipal constitucional del H. Ayuntamiento de Tetela del Volcán, Morelos.

Con esa forma primitiva de buscar soluciones a los conflictos sociales por parte del alcalde Israel González Pérez, es natural que no haya cabeza en ese municipio de la región oriente para el desarrollo de su pueblo en armonía.

Sin embargo, el hombre convertido en el pequeño cacique tetelense antes de eternizarse en la silla presidencial tiene que afrontar las consecuencias de sus laces pendencieros, que intenta justificar con que es en defensa del agua de sus gobernados.

Esta es otra historia de terror que tiene larga cola pero el mismo cariz irracional: la Fiscalía General del Estado de Morelos abrió la carpeta de investigación CT-UEDO/1395/2020 contra un grupo de personas que habrían sido incitadas por el alcalde González Pérez para causar destrozos en bienes ajenos.

Asonada (reunión tumultuaria y violenta para conseguir algún fin), motín, coalición, allanamiento de morada, daño, amenazas y lo que resulte, son los delitos de que se acusa a las ocho personas, entre ellas tres sanmigueleños como al alcalde, por lo que son investigadas.

De acuerdo con los señalamientos ante el Ministerio Público, Óscar “N”, Daniel “N”, Eliodoro “N”, Albertano “N”, Eustaquio “N”, Pedro “N”, Abel “N” y Benito “N”, fueron azuzados a destruir una represa de agua de gente de Hueyapan, para lo que se hizo un camino por el monte que dañó los manantiales.

Los representantes de los afectados de la Unidad de Riego Zona Alta Elle-YI-APAN A.C. presentaron la denuncia que pone al alcalde Israel González Pérez y a su grupo de choque ante la obligación de responder por los destrozos causados.

DEBEN PAGAR 2.1MILLONES DE PESOS
A finales de abril reciente, la Coordinación de Justicia Alternativa Zona Oriente, dependiente de la Agencia del Ministerio Público de la Fiscalía estatal, promovió un procedimiento alternativo para la solventación de la queja:

“…con fundamento en el artículo 109 fracción X, 131 fracción XVIII del Código Nacional de Procedimientos Penales, me permito proporcionar a usted los datos de la parte ofendida y de los imputados, a fin de que se sirva hacerles la invitación para dar solución alterna al conflicto que plantea ante esta Representación Social.”

Y así como para que le midan en qué rango económico puede darse la solución, el agente del Ministerio Público plantea: “…me permito hacer de su conocimiento que el daño patrimonial denunciado fue por la cantidad de $2,100,000.00 (dos millones 100 mil pesos)”.

Hasta ahí todo parecería coherente, que pague quien provocó el destrozo, sin embargo en el municipio de Tetela del Volcán se presentan quejas acerca de quién debe asumir esa responsabilidad y de dónde debe provenir el dinero.

Toda vez que el daño patrimonial causado fue producto de otra de las acostumbradas bravuconerías del presidente municipal sanmigueleño y sus golpeadores, los vecinos rechazan que se deba usar el dinero del ayuntamiento para resolver el conflicto.

Contra los métodos primitivos de gobierno de Israel González Pérez, ajenos a un hombre de estado, paulatinamente crece el rechazo a la reelección que nuevamente busca con el respaldo de los partidos Morena, Nueva Alianza y Encuentro Social, que ¿juntos hacen esta historia?

Escríbeme a:
elsanto.oficio@diariodemorelos.com
Twitter: @ElSantoOficio_


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado