Siguenos en
    

Sugieren rellenos sanitarios regionales

"Debemos cambiar la visión que tenemos de los residuos sólidos. No son basura, son recursos. En muchas regiones de México, los residuos son vistos como un recurso y no existe esta situación, en la que los municipios andan buscando dónde tirarlos.”   Topiltzin Contreras MacBeath, secretario de Desarrollo Sustentable.
"Debemos cambiar la visión que tenemos de los residuos sólidos. No son basura, son recursos. En muchas regiones de México, los residuos son vistos como un recurso y no existe esta situación, en la que los municipios andan buscando dónde tirarlos.” Topiltzin Contreras MacBeath, secretario de Desarrollo Sustentable.

CUERNAVACA, MORELOS.- El problema de la basura en Morelos se ha convertido en un círculo vicioso que ya rebasó a los municipios. Los problemas ambientales, sociales y de salud son de tal magnitud que el Gobierno del Estado de la Nueva Visión, bajo la figura de un eje rector, planea intervenir en el asunto con la creación de rellenos regionales repartidos en toda la entidad para que reciban los residuos de varios municipios, a fin de evitar la apertura y cierre de tiraderos clandestinos o a cielo abierto.
El secretario de Desarrollo Sustentable, Topiltzin Contreras MacBeath, explica: “Si bien, a nosotros no nos toca la disposición final y el traslado de los residuos, porque es una competencia de los municipios, tenemos la rectoría sobre estas cosas, y algo que hemos platicado en reuniones con los alcaldes municipales electos es la cuestión de generar rellenos regionales.
“Los municipios emprenden estas iniciativas de establecer sus propios rellenos sanitarios y después se ven envueltos en conflictos sociales. Vemos lo que ha pasado en Jojutla, al respecto de que los cierran o no tienen considerado el derecho de vía para el acceso de los camiones a los rellenos”.
Así, declara que al establecer un manejo regional y separación de los residuos, el gobierno tendrá mayor rectoría sobre el asunto, por lo que la basura dejaría de ser un tema de competencia municipal, aunque, para lograrlo, asintió, “tenemos que trabajar junto con los municipios”.
El tema preocupa, en la administración del gobierno anterior, la desaparecida Comisión Estatal del Agua y Medio Ambiente (CEAMA) clausuró 12 tiraderos a cielo abierto, pero dejó pendiente la clausura de ocho tiraderos más: La mina San Felipe, en Temixco; Tetelilla, en Jonacatepec; Chiquihuite, en Tlaltizapán; Atotonilco e Ixtlilco, en Tepalcingo; Amilcingo, en Tepoztlán, y El Cuji y La Segunda, en Amacuzac.


COMENTARIOS