Gobierno honesto, eficaz y comprometido con el desarrollo de la ciudad, con resultados que permitan revertir lo que hoy se tiene, fue la propuesta del Presidente Municipal de Cuernavaca, José Luis Urióstegui, durante su toma de posesión, quien señaló además que tenemos una ciudad abandonada por sus anteriores autoridades, que prefirieron cruzarse de brazos ante una supuesta carencia de recursos; la sociedad ya les ha juzgado y espera que se aplique la ley.

Por lo tanto, dijo, “No seremos inquisidores, pero tampoco cómplices; quien haya sido omiso, quien con sus excesos haya transgredido los derechos de otros o haya incurrido en actos de corrupción o desviado recursos en detrimento de erario municipal, será denunciado y perseguido ante las autoridades competentes para que se le impongan las sanciones que le corresponde. No habrá impunidad ni olvido”, remató.

Lo que es tranquilizante es el compromiso del alcalde, ya que se habían manejado muchos dimes y diretes, pero quedo claro al mismo tiempo al señalar que en un trabajo conjunto, que desde hace tres meses se ha emprendido, se cuenta con las bases para iniciar la construcción de una administración eficiente, que responda a las expectativas de la gente; detallando que se ha realizado una revisión preliminar del gasto corriente y se detectaron partidas económicas y áreas administrativas que no son indispensables, anunciando además la desaparición de la Secretaría Técnica de la Presidencia, de Subsecretarías, fusión de Direcciones y la iniciativa de generar un solo tabulador salarial que elimine la discrecionalidad de recursos.

Al referirse a uno de los grandes problemas de Cuernavaca, el Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (SAPAC), atribuyó la preocupante situación que enfrenta a la corrupción, la ineficiencia, la falta de previsión y deudas que viene arrastrando desde hace años.

“Sanearemos SAPAC y, para ello, implementaremos controles que impidan el desvío de recursos económicos o, su dilapidación en gasto innecesario, sea de carácter administrativo, de energía eléctrica o extracción de agua del subsuelo, regularizando las tomas que actualmente no estas registradas”, adelantó.

Y, poniendo orden; dio a conocer que cada persona de nuevo ingreso al servicio público en el Ayuntamiento de Cuernavaca deberá firmar un contrato por un tiempo de cuatro meses, de tal manera que quien no cumpla con sus responsabilidades y metas se irá de manera automática, sin derecho a una indemnización; en caso contrario, a quienes demuestren entrega y resultados les será ampliado el contrato, porque en el nuevo gobierno, insistió, todas y todos en el Gobierno Municipal estarán sujetos al escrutinio público.

En materia de seguridad, fue contundente:

“De forma inmediata, asumiremos la responsabilidad constitucional de la prevención del delito, para lo cual se distribuirá territorialmente a los elementos de la policía municipal para auxiliar a la población que lo requiera. Reconozco también que hemos recibido el respaldo del Ejecutivo Estatal para Cuernavaca, que, al no firmar el Convenio de Mando Coordinado, siga recibiendo el apoyo de la portación de armas, en la radiocomunicación y en las estrategias operativas”.

Y fue enfático al señalar que se trabaja en un diseño de políticas de prevención ciudadana, en la integración de una policía cibernética y en la construcción de un C-2 con cámaras de video en vigilancia de zonas estratégicas, además de que se tendrá apoyo aéreo con drones para vigilar la vía pública, para así reducir la actuación de delincuentes de manera impune.

Dijo que es posible tener una administración austera y de resultados, para lo cual se han planteado, como meta de los primeros 100 días de gobierno, que se implementará un programa de vialidades seguras que involucra trece avenidas y calles principales, con bacheo integral, balizamiento, reparación de banquetas, poda de árboles, reubicación de señalética para aprovechamiento de áreas peatonales, colocación de luminarias con mayor eficiencia y ahorro energético.

En algo que a mí me parece fundamental puntualizó:

“Ningún gobierno puede por sí solo atender, ni menos resolver, la compleja problemática de nuestra época; requerimos del esfuerzo, capacidades y compromiso de todas y todos, a eso les convoco y a eso nos comprometemos”.

Dijo que sumará capacidades y experiencias de muchos que quieren servir honoríficamente a la ciudad, por lo que se ampliará la participación ciudadana con la creación de seis consejos: Consejo para la Cultura y las Artes; Consejo Ciudadano para el Desarrollo Económico y Turismo; Consejo Consultivo Ciudadano para el Desarrollo de la Ciudad; Consejo Municipal de Seguridad Pública; Consejo de Cronistas y el Consejo de Tutelas.

Asimismo, anunció la creación del Instituto Municipal de Planeación que, junto con el Consejo Consultivo Ciudadano, constituirá la columna vertebral del desarrollo a mediano y largo plazo, trascendiendo la duración de administraciones municipales, en beneficio de la sociedad, atendiendo los objetivos de desarrollo sustentable que la ONU plasma en la Agenda 20-30.

Durante la Sesión Pública y Solemne de toma de protesta del Cabildo del Gobierno de Cuernavaca para el periodo 2022-2024, escuchó el posicionamiento de las y los regidores de las siete fuerzas políticas que integran el Cabildo del Gobierno de Cuernavaca. Asistió con la representacion del gobierno del estado el Secretario General de Gobierno en funciones de ejecutivo, Pablo Ojeda Cárdenas, en representación del Poder Ejecutivo; el Magistrado Rubén Jasso Díaz, Presidente del Tribunal Superior de Justicia en representación del Poder Judicial y el diputado Francisco Sánchez Zavala, Presidente de la Mesa Directiva del Congreso del Estado.

Confiamos en que ahora sí veremos avance en los beneficios para la ciudadanía de la capital del estado. ¿No cree usted?

Por: Teodoro Lavín León

lavinleon@gmail.com
Twitter: @teolavin


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado