compartir en:

Cuernavaca, MORELOS.- El pago de pensiones pone en riesgo la viabilidad financiera del Poder Ejecutivo; actualmente, este gasto representa el 39 por ciento del presupuesto destinado a sueldos, y se espera que para 2018, aumente a 55 por ciento, por lo que es fundamental que la actual legislatura impulse las reformas necesarias para evitar la quiebra financiera.
El Gobernador Graco Ramírez incluyó en el Paquete Económico 2017, que remitió al Congreso el 1 de octubre, un estudio actuarial del sistema de pensiones y jubilaciones en el Poder Ejecutivo que confirmó que en el corto plazo, la pirámide de trabajadores activos y jubilados se invertirá.
El estudio fue realizado por el Grupo de Consultoría A.C., FAR ELL, con datos del Sistema de Pensiones de Trabajadores del Poder Ejecutivo, a junio de 2014.
Estableció que durante el periodo 2009-2013 el número de trabajadores activos tuvo una tasa promedio de crecimiento anual de 1.73 por ciento, contra una tasa de crecimiento del número de pensionados de 8.42 por ciento.
Como resultado, en el periodo el número de empleados activos por cada pensionado disminuyó de 3.22 a 2.52.
El informe señala que se espera que esa proporción sea de 1.91 trabajadores activos, por cada jubilado, para el año 2018.
En el periodo, el gasto de pensiones aumentó de 22 por ciento a 39 por ciento, y según con la tendencia de crecimiento, que para el 2018, el gasto llegue a 55 por ciento del presupuesto salarial.
Al 30 de junio de 2014, más de 2,100 trabajadores activos del Poder Ejecutivo cumplían los requisitos que establece la Ley del Servicio Civil para solicitar una pensión; dentro de cinco años, 1,689 empleados más estarán en condiciones de solicitar esa prestación que la ley que rige la relación del gobierno con sus trabajadores contempla actualmente.
Lo anterior, a pesar de que los mismos trabajadores gozan de los beneficios de la seguridad social del IMSS o el ISSSTE; es decir, pueden obtener dos pensiones, con la diferencia que a la del estado no hacen aportaciones, y a las de la Federación, sí.
La consultoría recomienda que se piense en crear un sistema de pensiones con un esquema en el que el gobierno no asuma toda la carga económica, o que, en su defecto, se analicen soluciones en el corto y largo plazo que ayuden a remediar el problema.
En el paquete económico, el Gobierno estatal plantea que es necesario que el Congreso haga las reformas que sean necesarias para evitar el quiebre financiero del presupuesto y dar viabilidad financiera al estado.

Alerta. Un estudio que analizó el Sistema de Pensiones del Poder Ejecutivo arrojó que para el año 2018 se espera que el presupuesto para este rubro ronde alrededor del 55 por ciento del destinado para sueldos.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ / [email protected]