Cuauhtémoc Blanco Bravo empezó su mandato a las cero horas pasando revista a la Policía del mando Morelos, al dar posesión como comisionado de Seguridad Publica al vicealmirante José Ortiz Guarneros, en la que señaló la importancia de la seguridad de los morelenses como un reclamo ciudadano.

Por la mañana acudió a una misa en la Catedral de Cuernavaca, para de ahí trasladarse a la plaza Emiliano Zapata, para el acto protocolario de la toma de posesión.

En su discurso, el nuevo gobernador señaló:

“Le reitero mi lealtad compromiso siempre para luchar por todos los ciudadanos a los morelenses que votaron por mí para esta importante tarea; a los que me abrieron las puertas de sus hogares hoy hace posible que tengamos un Morelos justo, seguro y próspero.

“En ustedes veo la fuerza y las ganas, y veo el enojo por los representantes que fallaron y vendieron con descaro los ciudadanos; no hay medicinas, no hay seguridad, hay morelenses que han sufrido asaltos, desaparecidos, padres que perdieron a sus hijos que fueron cobardemente asesinados; eso va a cambiar; justicia que tenemos que hacer valer, vamos a quitar la corrupción y la justicia para avanzar.

“Es momento de tomar el rumbo correcto. Mi respaldo a las mujeres del estado. A buscar erradicar la violencia de género. Vamos a trabajar por la paz la justicia y la tranquilidad. Soy una persona que honra su palabra. Nos dejan una administración saqueada, un estado abandonado. Morelos es un lugar de gente maravilloso, un paraíso. Así como fui digno representante de México y convertirse digno de representar a Morelos.

“De la mano de los morelenses vamos a lograr cualquier meta. Regresaremos a salir sin miedo a las calles, demostrando con orgullo lo que significa ser morelense.

“Me enorgullece lo que he alcanzado al estar aquí con ustedes. Es el honor más grande que he tenido. No les voy a fallar. Voy a defender como defendí la camiseta de la Selección Mexicana el crecimiento y la dignidad de los morelenses. Era mi única meta, no les voy a fallar. De nuevo les agradezco a todos los que nos acompañan. Soy una persona correcta, sencilla y humilde, y les reitero que no les voy a fallar.”

Este fue el mensaje del nuevo gobernador del estado. Estuvo acompañado del secretario de Desarrollo Social, Eruviel Pérez Magaña, en representación del presidente de México, y la senadora y ministra de la Suprema Corte, Olga Sánchez Cordero, en representación del presidente electo Andrés Manuel López Obrador, así como la presidenta del Tribunal Superior de Justicia, Carmen Verónica Cuevas.

La ceremonia de 19 minutos duración, en la que la elegancia fue una de las características de la reunión, el ejemplo más digno es el de la representante del Poder Judicial, y desde luego la mejor vestida fue la ministra Olga Sánchez Cordero.

Mucha gente de fuera y los morelenses brillaron por su ausencia, líderes naturales; la reunión continuó en el salón que fuera Gobernadores y ahora se llama Bicentenario, a donde el gabinete tomó posesión de su cargo.

Ahí el gobernador nombró a Natalia Reséndiz, al DIF; José Manuel Sanz, como lo señalamos el día de ayer; Pablo Ojeda, secretario general de Gobierno; Mirna Zavala Zúñiga, secretaria de Administración; Alejandro Villarreal, secretario de Hacienda; José Antonio Ortiz Guarneros, comisionado de Seguridad Pública; Margarita González Sarabia, secretaria de Cultura; Guillermo López Rubalcaba, secretario de Desarrollo Agropecuario; Luis Arturo Cornejo Alatorre, secretario de Educación; Constantino Maldonado, secretario de Desarrollo Sustentable; Víctor Mercado Salgado, secretario de Trasporte y Movilidad; Ana Cecilia Rodríguez González, secretaria de Economía; Marco Antonio Cantú Cuevas, secretario de Saúl; Samuel Sotelo, Consejería Jurídica; Fidel Giménez, Secretaría de Obras Públicas, y Gilberto Alcalá, secretario de Desarrollo Social.

El Ejecutivo estatal, al tomar la palabra, señaló: “Me he dado a la tarea de hacer un gabinete de gente honrada y trabajadora; a todos les exijo que se conduzcan con trasparencia y rectitud, y hacer el trabajo en una forma impecable. Hagamos un impulso diario y con voluntad, pongamos la frente en alto en el pensamiento, y en la ejecución pondremos un alto a las prácticas desleales que anteriores cometieron. Hagan su trabajo a la altura del momento en que vivimos”.

Así se llevó a cabo el primer día de trabajo de la nueva administración. Esperemos que sea para bien de Morelos. Suerte a los nuevos funcionarios. ¿No cree usted?

 

Por: Teodoro Lavín León

lavinleon@gmail.com / Twitter: @teolavin


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado