Las autoridades indonesias emitieron hoy la alerta máxima en la isla de Sumatra, después de que el volcán Mount Sinabung aumentó su actividad y arrojó esta mañana una enorme nube de cenizas, a una altura de más de cinco kilómetros.

El Centro de Vulcanología y Mitigación de Desastres Geológicos decidió este lunes elevar de naranja a rojo el nivel de alerta en las zonas cercanas al Mount Sinabung, ubicado a unos mil 900 kilómetros (km) al noroeste de la capital indonesia.

"Con esta emergencia, los aviones no pueden volar demasiado cerca del Mount Sinabung, es demasiado peligroso", afirmó Sutopo Nugroho, vocero de la Agencia Nacional de Mitigación de Desastres (BNPB), según reporte del diario Yakarta Globe en línea.

En un comunicado, Sutopo explicó que se decidió declarar la máxima alerta, luego d que la mañana de este lunes el Sinabung arrojó cenizas y vapor a una altura de más de cinco mil metros sobre el cráter y al menos 10 nubes de cenizas durante el día.

El funcionario destacó que por ahora no hay informes de víctimas a causa del incremente de la actividad volcánica, aunque la BPNB ha comenzado a distribuir máscaras a las personas que habitan en las cercanas al volcán y dado instrucciones sobre el manejo de las cenizas volcánicas que caen en el área.

Las autoridades también han restringido todas las actividades en las zonas de peligro cercana a la montaña en un radio alrededor de entre los tres y siete kilómetros de distancia del cráter del volcán.

El incremento en la actividad del Mount Sinabung obligó al cierre del aeropuerto de Kutacane en la provincia de Aceh, mientras que las actividades en los Kualanamu, Meulaboh y Silangit permanecen abiertos, gracias a que los vientos ayudaron a dispersar la ceniza. 

El vocero de la Agencia de Desastres de Indonesia explicó que la erupción de esta mañana fue la más grave que arroja el volcán en lo que va de este año, la cual estuvo acompañada de múltiples terremotos en las aldeas circundantes.

"En cinco distritos se oscureció casi en su totalidad, con una visibilidad de unos cinco metros", indicó en su declaración oficial.

El volcán, de dos mil 460 metros de altura, se encuentra entre los más activos de Indonesia. Su última erupción se registró en 2014, cuando más de una docena de personas murieron y miles fueron evacuadas.