Cuernavaca, MORELOS.- El programa de distribución de leche Liconsa es un programa social que impulsa la Federación mediante las delegaciones de la Sedesol, y está dirigido a niñas, niños, mujeres embarazadas y personas de la tercera edad que viven en zonas consideradas con cierto grado de pobreza.
Dentro de los beneficiados en la entidad, se encuentran menores de 6 meses a 15 años, mujeres embarazadas o en lactancia, así como de las edades de 45 a 59 años, enfermos crónicos o personas con discapacidad y adultos de 60 años y más.
En Cuernavaca hay 17 mil 396 beneficiados.
Para lograr ser parte de las familias morelenses que tienen acceso al apoyo, en primer lugar se tiene tiene que verificar en el punto de venta o lechería de Liconsa.
Posteriormente, se deberá acudir a la lechería el día y en el horario en el cual asiste el personal de Promotoría Social encargado, presentarse con identificación oficial de quien pretenda ser el titular, comprobante de domicilio reciente, acta de nacimiento del titular y de las personas beneficiarias.
Además, de presentar la Clave Única del Registro de Población (CURP) de la persona titular y de las personas beneficiarias. Las mujeres en periodo de gestación o lactancia deberán presentar, constancia médica oficial, acta de nacimiento o constancia de alumbramiento del recién nacido.
Las personas con enfermedades crónicas y personas con discapacidad deberán presentar: constancia médica oficial, todos los trámites son gratuitos y sin condicionamiento.
En Morelos hay distribuidas 164 lecherías distribuidas en todo el territorio, de las cuales 24 se ubican en Cuernavaca.
La leche Liconsa  depende de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y tiene la finalidad de apoyar en la alimentación de las familias de escasos recursos.
La leche liconsa, cuenta con propiedades para formar y fortalecer los huesos.
Esta enriquecida con vitaminas y minerales que ayudan al ser humano a que el organismo viva mejor.

Por: CARLOS SOBERANES /  [email protected]
 

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...