Por fin se construyó la primera casa en Chiapas, luego del sismo que azotó al estado y dejara a muchas familias damnificadas.

Esto fue posible gracias a la iniciativa privada, un grupo de ingenieros de Estados Unidos y voluntarios de la cadena cristiana CBN de Guatemala y del municipio de Cintalapa. 

En total se pretenden construir 400 casas para apoyar a las familias que se quedaron sin un hogar. Para lograrlo, se están buscando más donativos. 

Margarita Caballero fue la primera beneficiaria, quien perdió su casa el pasado 7 de septiembre a raíz del sismo. Durante estos días tuvo que vivir entre lonas y debajo de un árbol, junto a sus tres hijos.

Según información de Milenio, la mujer relató que vivió una terrible experiencia cuando corrió al patio de su casa mientras detrás de ella su vivienda se venía abajo. 

Asegura que luego del siniestro, varios medios y visitantes acudieron a la zona para llevar algunos víveres. 

Fue el pasado 26 de septiembre cuando varias organizaciones arribaron al lugar para comenzar la construcción de una vivienda que fuera capaz de resistir fuertes sismos. 

La casa fue construida en su totalidad con madera, lo que ayudará a que no ocurran incidentes como el del pasado 7 de septiembre.

El nuevo hogar cuenta con dos habitaciones, sala, cocina-comedor y un porche. 

Margarita agradeció a todos los responsables de que ahora vuelva a tener un techo, pero se manifestó triste porque muchos de sus vecinos aún siguen viviendo entre lonas.