El día de ayer se llevó la celebración de los Latin Grammy, y emotivo momento se vivió durante la premiación. Y es que la cantautora cubana Ángela Álvarez ganó como Mejor Artista Nuevo a sus 95 años.

“Me gustaría agradecer a la Academia y a todos los que me han ayudado a este momento”, dijo Ángela.

En su discurso agradeció a su nieto y productor Carlos José Álvarez, quien fue quien le ayudo a llegar a este momento. El momento más emotivo fue cuando la cantautora dijo:

“Con fe y amor se pueden lograr. Nunca es tarde”.

La cubana estaba nominada junto a los artistas Sofía Campos, Cande y Paulo, Silvana Estrada, Pol Granch, Nabález, Tiare, Vale, Yahritza y Su Esencia y Nicole Zignago.

Su álbum, está compuesto por canciones que escribió y compuso en su adolescencia, pero nunca salieron  a luz, hasta que si nieto le dio el impulso para lograrlo.

¿Cómo fue la vida de Ángela?

En su juventud, era inimaginable que una mujer fuese a tocar guitarra; sin embargo, aprendió en un internado de monjas.

Por otro lado su padre quería que aprendiera a tocar el piano porque decía que “el piano es un adorno muy bonito para la mujer”, así que su primer instrumento fue el piano, pero termino enamorándose de la guitarra.

Su fallecido esposo fue también alguien que la apoyo para continuar con la música e incluso, la llevaba con él a viajes de negocios y cantaba frente a las personas locales.

 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado