Este 29 de septiembre, la comunidad de Acapantzingo celebró de una forma atípica el festejo del santo patrono “San Miguel Arcángel”.

Desde muy temprano, en la parroquia del “Comandante del Ejército de Dios” comenzaron con el encendido de cohetes e inmediatamente después de los estallidos, vinieron las tradicionales Mañanitas en honor de “San Miguel Arcángel”.

Así comenzó la celebración eucarística a cargo del presbítero Daniel García Flores, quien invitó a los allí reunidos en mantenerse unidos y pensar positivamente, en que "juntos vamos a vencer la pandemia del COVID-19".

En este sentido, las personas allí reunidas en la misa en todo momento respetaron las normas de sanidad, al mantenerse a distancia y con un cupo restringido al interior de la parroquia, debido a la pandemia. 

También, en relación a los festejos, se dejó de lado la celebración efusiva, como cada año se venía haciendo normalmente, pues no se instalaron los comercios de comida tradicional, ni de pan artesanal de feria, tampoco los juegos mecánicos, así que en esta ocasión la celebración fue muy discreta, con tres misas: a las siete de la mañana, 12 del día y seis de la tarde.  

La primer mayordomo de la parroquia del “Líder de los Ángeles de Dios”, la señora Cruz Madero Cerna, comentó: “Venimos con mucha fe a celebrar a nuestro santo patrono, San Miguel Arcángel, y me acompañan los demás mayordomos a quienes nos tocó en este año 2020, el estar al frente de la celebración en esta parroquia y no dejar perder nuestras tradiciones, sino ser fuertes y cuidarnos ante el virus, por otra parte, estamos poco tristes por no poder hacerlo de una forma más abierta con los feligreses y tener la feria tradicional como en los años anteriores, pues esta pandemia nos exige estar en guardia y luchar contra este mal que es el virus del COVID-19, pero ya vendrán mejores fiestas, primero Dios”, concluyó.

Fotos Galería: