En estos tiempos de encierro seguramente has descubierto más cualidades y habilidades de tu perro. Aspectos que quizás, solo has logrado descifrar en estos días, donde ni tú ni él, se despegan en ningún momento. Esto también te ha ayudado a detectar cuando tu mascota se siente más vulnerable y su comportamiento activa una alerta a la cuál debes poner mayor atención. Con la ayuda de nuestra experta, la MVZ Esther Charles, te queremos compartir los momentos en el hogar, donde tu perro se puede sentir angustiado y lo que debes hacer para ayudarle a tranquilizarse y sentirse seguro. 

ANSIEDAD POR COMIDA

Nunca olvides sus horarios de comida. Un perro hambriento sufre momentos muy agobiantes cuando no come y su angustia se puede traducir en un conducta inquieta y destructiva. Por esto, siempre es bueno que estés vigilando que su comida está servida a sus horas y con la porción recomendada por su veterinario.

MIEDO A LOS TRUENOS PROVOCADOS POR LA LLUVIA

Este es uno de los momentos más comunes donde tu amigo puede asustarse. La temporada de lluvias en el país está cerca y lo que para ti puede ser un momento relajante, para él, los truenos y la lluvia cayendo le pueden parecer angustiante. Es probable que busque incesantemente un lugar para esconderse, este puede ser su camita, a tu lado o en su kennel. Deja que se refugie donde él lo prefiera y mantenlo dentro de casa al menos en lo que pasa todo.

CASTIGOS O GRITOS EN EXCESO

Cualquier manifestación de violencia a tu amigo es inútil y más cuando tratas de educarlo o lo reprendes por algún desastre que haya hecho en tu hogar. Si lo castigas, encierras o gritas de manera brusca, solo le provocas emociones negativas como miedo y estrés. Procura tranquilizarte y adopta actitudes de enseñanza positivas que ayuden a estimular sus capacidades físicas y mentales. Entrénalo todos los días para que vaya cambiando los comportamientos que alteren el orden de tu casa. Mientras más educado esté, menos capítulos de regaños van a pasar juntos. También evita discusiones de tu familia enfrente de él. Sentir la energía negativa o los gritos de cualquiera de los miembros con los que comparte su hogar es muy angustiante para ellos.

 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado