CUERNAVACA, MORELOS.- En tanto se define el Mando Coordinado y entra en vigor la Guardia Nacional, el Gobierno del Estado hace frente a la ola de violencia con una estrategia que involucra al Ejército, indicó el secretario de Gobierno, Pablo Ojeda Cárdenas.
Lo anterior, al precisar que hasta ayer, 20 presidentes municipales firmaron ya el convenio con el Estado para que el Mando Coordinado se haga cargo de la seguridad en las comunidades, cuatro más expresaron su disposición a hacerlo, y continúa el diálogo con el resto de los presidentes municipales para que acepten sumarse al plan estatal en materia de seguridad.
El titular de la Secretaría de Gobierno indicó que en la estrategia están contemplados los tres municipios de nueva creación, aunque su caso es distinto porque estos no cuentan aún con recursos humanos o materiales destinados al rubro.
En tanto continúan las negociaciones y el diálogo con los alcaldes, así como la planeación de la estrategia, dijo que la administración estatal, a través de la Comisión Estatal de Seguridad (CES) enfrenta la crisis de seguridad, de forma coordinada con elementos de la 24/a Zona Militar.
El funcionario atribuye el origen del repunte de delitos en la entidad, en especial el de homicidio, al cambio de autoridades locales y al reagrupamiento de las fuerzas delictivas que tienen influencia en territorio morelense.
Pablo Ojeda justificó el incremento de asesinatos y de hechos violentos en diferentes puntos del estado a la situación generalizada que registra el país.
Anticipó que la negociación con el gobierno de Cuernavaca está avanzando, tras haberse reunido con el alcalde Antonio Villalobos Adán, quien recibió información puntual de los ejes rectores del Mando Coordinado.

Plaza. El secretario de Gobierno, Pablo Ojeda Cárdenas, y el alcalde de Cuernavaca, Antonio Villalobos Adán.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]