El presidente de Colombia, Iván Duque, anunció que el 1 de septiembre finalizará la cuarentena obligatoria y se dará paso a una nueva fase de aislamiento selectivo, basada en “restricciones puntuales”.

La capital entrará en una fase de flexibilización de las medidas de confinamiento, tras lograr una tendencia a la baja en la velocidad de contagios y ver reducido el número de fallecidos y la ocupación hospitalaria, según explicó la alcaldesa, Claudia López.

El Gobierno asegura que en las principales ciudades del país se vive un momento de 'meseta', o incluso de leve caída en las cifras de muertes y de nuevos contagios del covid-19, por lo que la estrategia a seguir ya no es el aislamiento general, con excepciones, sino las 'restricciones puntuales', específicamente referidas a personas sospechosas de estar infectadas con el virus y su círculo cercano.

Las ciudades que están en la etapa de 'meseta' con tendencia a la baja son Bogotá, Medellín, Cali, Bucaramanga y Pasto. Mientras que Barranquilla, Cartagena, Leticia y Quibdó ya superaron la peor parte de la enfermedad. La capital del Atlántico, de hecho, tuvo su primer día sin muertos por la pandemia este fin de semana.


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado