Temixco, MORELOS.- Después de los conciertos que Rolling Stones llevaron a cabo en México, debían emprender el vuelo a Estados Unidos, para lo cual decidieron utilizar el Aeropuerto  Internacional de Cuernavaca. 
Algunos fanáticos de la banda se enteraron de esta noticia y fueron al aeropuerto a esperar a  Ron Wood,  Mick Jagger, Keith Richards y Charlie Watts para poder tomarse una foto con ellos, saludarlos y tal vez pedirles un autógrafo.
Cargaban sus vinilos, discos, playeras, bolsas y hasta los boletos del concierto del día anterior. Jacqueline, fanática, comentó sentirse muy nerviosa y esperó hasta que aparecieran.
Eran ya las 15:30 y los fans y la seguridad del aeropuerto esperaban con ansias; a lo lejos se veía un camión blanco y una camioneta, por lo que todos corrieron a la entrada, pero sólo eran  las maletas y algunos instrumentos.
Dieron las 16:15 pero ahora fue un camión de pasajeros amarillo, de nuevo los fans y la prensa buscaron el mejor ángulo: en esta ocasión fueron los coristas, familiares y músicos los que descendieron.
A minutos de las 17 horas la policía que resguardaba el aeropuerto comenzó a tener movimiento, un convoy de siete camionetas polarizadas se adentraban al aeropuerto, fanáticos y prensa corrieron para poder mirarlos más de cerca, pero la banda pasó rápidamente por la puerta de atrás.
Eran las 17:30 y los artistas ya habían abordado el avión que los llevaría a Miami, sus fanáticos se conformaron y se fueron felices de saber que estuvieron a unos metros de ellos sus ídolos.

“Jamas olvidare los dos conciertos de Rolling Stones en México, aunque no los pudimos ver, me llevo esta experiencia de haber estado tan cerca de ellos en el corazón”, dijo Juan Roldán, fanático de los Stones. 

 

Por: Valeria Ortega / [email protected]
 

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...