compartir en:

Cuernavaca, Morelos.- “Las fallas técnicas que registra el nuevo programa de verificación vehicular deben ser solventadas en breve para evitar que aumente el malestar social”, dijo ayer el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), Jorge Mátar Vargas.

Señaló que el organismo camaral pone a disposición de nuevos concesionarios del programa su experiencia en el manejo de éste, pues estuvo bajo su tutela hace unos años.

“Veremos de qué forma podemos colaborar en el tema porque, independientemente de que sea un problema de sistema, también es asunto empresarial que debe ser atendido para evitar que se convierta en conflicto social”, señaló luego de que ayer se multiplicaron quejas de ciudadanos que requieren la verificación.

Dijo que la Canacintra tiene la Rama 117, en la que los nuevos empresarios que tienen las concesiones pueden participar y, como miembros, reciban acompañamiento.

Jorge Mátar dijo que los centros de verificación tuvieron varias prórrogas para funcionar y siguen sin entrar en operación al 100 por ciento.

“No es que los ciudadanos estén ansiosos por cumplir la nueva obligación porque sí, sino porque lo requieren al viajar a la Ciudad de México”. En el último año han enfrentado una situación extraordinaria para cumplir el requisito de la verificación.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]