Cuernavaca, MORELOS.- Los municipios en los que está vigente la alerta de género deberán informar al Congreso por qué no han cumplido las recomendaciones que la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim) les hizo para disminuir ataques contra mujeres.

Entre ellas destacan una estrategia de prevención, vigilancia y seguridad, la instalación de módulos de atención a mujeres en situación de riesgo, creación de agrupaciones de seguridad especializadas en género y de reacción inmediata, impulsar una cultura de no violencia en el sector educativo y destinar un presupuesto para el cumplimiento de las acciones anteriores.

Según el informe que la Secretaría Técnica de la Comisión Estatal para la Prevención de la Violencia de Género rindió ante los integrantes de la Comisión de Seguridad y Protección Civil del Congreso, el 25 de febrero, sólo Yautepec ha cumplido con las recomendaciones.

A 6 meses de la declaratoria, el 10 de agosto de 2015, Cuautla, Cuernavaca, Zapata, Jiutepec, Puente de Ixtla, Temixco y Xochitepec, se mantenían inactivos.

En la sesión de ayer la presidenta de la Comisión de Seguridad, Hortencia Figueroa, promovió el exhorto para que los ocho municipios informen sobre las acciones de emergencia y medidas de seguridad, prevención y justicia que están llevando a cabo para garantizar a las mujeres y niñas que se encuentran bajo su jurisdicción.
   La legisladora que la alerta también incluyó recomendaciones para el Congreso en materia legislativa, que se cumplieron parcialmente, luego de que con el voto en contra del PAN y el PRI, se rechazó incluir la presunción del delito de violación entre las causales para que las mujeres interrumpan un embarazo legalmente. 

Acciones

Plan de prevención, módulos de atención a mujeres, grupos de reacción inmediata, los objetivos.

lcances

Las acciones deben garantizar el bienestar de las mujeres y niñas bajo la jurisdicción de los 8 municipios.

25 febrero fue cuando se rindió el informe de la Secretaría Técnica de la Conavim

POR ANTONIETA SÁNCHEZ