Antes de finalizar el 2020 la hermosa cantante Maribel Guardia dio a conocer a través de sus redes sociales, que su esposo Marco Chacón y ella se habían contagiado de Covid-19. Hoy en día afortunadamente ya están bien de salud. El Abogado especialista en propiedad intelectual, perteneciente a una importante firma de México, contrajo el virus al no querer dejar sola a su esposa durante al enfermedad, siendo él quien tuvo mayores complicaciones, llegando a pensar en la muerte.

En un encuentro con los medios de comunicación en el aeropuerto de la Ciudad de México, Marco Chacón (quien también es el representante artístico de su esposa Maribel Guardia y de su hijo Julián Figueroa), expresó que "hay que tenerle respeto a esta enfermedad, hay que tenerle cuidado, no tiene miramientos esta enfermedad y cuando te pega...de verdad los días malos que pasé no se los deseo a ningún enemigo".

El esposo de Maribel Guardia, originario de Costa Rica, contó que durante sus días enfermo el problema más grande que tuvo, fue un hipo muy extraño que da a causa del Covid-19, que consiste en cinco contracciones de tórax con episodios de reflujo, "que en el quinto que te atoras, te estás ahogando y no para, y así estás cinco horas".

Además de eso Marco Chacón tuvo pulmonía y problemas al bajar su oxigenación: "pasé tres días muy complicados, dejé de comer tres días, todo me lo pasaba por vía (intravenosa) y conforme me fue bajando el hipo empecé a mejorar", sin embargo, continuó con dificultades para respirar, al grado de que estuvo apunto de ser hospitalizado.

Como secuelas el abogado costarricense ha tenido terribles punzadas en los músculos, asimismo le salió en su espalda un sarpullido parecido al sarampión. El también Maestro en Derecho Corporativo por La Universidad Anáhuac, confesó que llegó a pensar en la muerte.

Cuando yo estuve en mis dos peores días dije, 'Dios mío, yo esto lo tolero, lo aguanto, lo soporto, pero Dios, si me faltan los dos peores días, no voy a aguantar', y como no sabes a ciencia cierta en que día estás, si lo pensé, dije: 'si estoy empeora, me voy a morir'. Gracias a Dios, bendito sea Dios que no empeoré y empecé a mejorar.

Por su parte Maribel Guardia manifestó que llegó a pedirle a su hijo Julián Figueroa (fruto de la relación amorosa que tuvo con el fallecido cantautor Joan Sebastian), y a su esposo Marco Chacón, traerle un abogado para hacer su testamento, pues durante sus días más complicados de su enfermedad, también pensó que iba a morir.

"Llegué a tener mucho miedo con Marco, recé y lloré mucho, pero tenía que estar fuerte para él, pero sí pensé lo peor. Le digo a la gente que se cuide mucho, esto no es un juego, en esos 15 días te puedes morir. Dios que nos salve, porque este virus no respeta a nada ni a nadie".

Cabe recordar que cuando dio a conocer a sus seguidores que había dado positivo a Covid-19, se refirió a esta virus como un demonio, "les pido de favor que se cuiden, que cuiden a las personas que aman, que cuiden a los mayores y a las personas que los rodean, este virus cuando lo tienes en la puerta de tu casa es un demonio y no sabes lo que puede suceder".