CUERNAVACA, MORELOS.- “La reforma a la Ley Federal de Protección al Consumidor, que concede mayores facultades a la Procuraduría del Consumidor (Profeco) para regular las actividades de escuelas privadas, representa un retroceso para la educación en el país”, aseveró la presidenta de la Asociación de Institutos y Universidades Privadas del Estado de Morelos (AIESPEM), Itzel Carmona Gándara.
Por lo anterior, la representante del sector celebró que el Senado de la República haya congelado el dictamen de la reforma que el Congreso federal aprobó el pasado mes de diciembre, .
Lo anterior, hasta en tanto no se agote el diálogo y el análisis de los efectos que tendrían en la educación los cambios propuestos a la ley.
Carmona Gándara dijo que fue un logro de la AIESPEM y de la Asociación Nacional de Escuelas Privadas (ANEP) que los senadores aceptaran detener la validación de las reformas que aprobaron los diputados, y se mantendrán atentos del tratamiento que los futuros senadores den al caso, tras la renovación que tendrá el Congreso de la Unión el próximo 1 de julio.
La presidenta de la AIESPEM recordó que la reforma propone establecer un tabulador de colegiaturas que rija a todas las escuelas, cuando no todas ofrecen los mismos servicios ni prestan la misma calidad educativa.
Dijo que los empresarios de la educación se oponen a que se otorgue a inspectores de la Profeco facultad que es competencia de la Secretaría de Educación Pública.
Los inspectores tendrían facultades para determinar arrestos de hasta 36 horas contra directivos y maestros de escuelas privadas, si consideran que no cumplen con las normas y reglamentos en materia educativa, dijo en tono de alarma.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...