Del ingeniero Felipe Rivera Crespo fue vox pópuli que nació en Iguala, Guerrero, pero vivió la mayoría de su vida en Cuernavaca; fue gobernador en 1970-76. Don Emilio Rivapalacio Morales (1964-70) nació en el estado de México, igual que Antonio Riva Palacio López (1988-94). Emilio y Antonio eran parientes (¿primos?) pero escribían de manera diferente su primer apellido, uno junto y otro separado el Riva del Palacio. “Toño”, como le decían sus amigos, creció en Jojutla, se mudó a Cuautla y recaló en Cuernavaca. Armando León Bejarano (1976-82) fue nativo y residente de la Ciudad de México hasta mediados de 1975 o principios del 76 cuando, favorecido por la decisión del presidente Luis Echeverría, se mudó a la colonia Reforma de Cuernavaca. Poco después de dejar la gubernatura, por una temporada el para entonces traumatólogo en retiro Bejarano se refugió en Cosa Rica, temeroso de ser metido a la cárcel por don Lauro. De ese país, por esos días su yerno Rafael Ángel Calderón Fournier era el ministro de Asuntos Exteriores y en 1990 sería el presidente. Nacido en Jojutla y pronto migrado a la CDMX, Jorge Carrillo Olea fue electo como el último gobernador emanado del PRI, en marzo de 1994, pero como es sabido sólo duró cuatro años en el puesto, relevado por el ixtleño Jorge Morales Barud y por Jorge García Rubí. En 2000 llegó el primer gobernador postulado por el PAN, Sergio Estrada Cajigal, cuernavacense ciento por ciento, proveniente de la alcaldía que había ganado en 1997 sin ser miembro formal del partido blanquiazul al que terminaría abandonando. Relevado en 2006 por Marco Adame Castillo, el segundo y hasta hoy el último gobernador de extracción panista, sobre su lugar de origen surgió la polémica de si Puebla o Cuernavaca. Esto pese a que su acta de nacimiento consigna que vio la luz primera en la clínica del doctor Caballero Díaz ubicado en el centro de la capital morelense. En mayo de ese año escribí: “De Marco Antonio Adame era cosa sabida que su nacimiento fue registrado en el pueblo de Petlancingo, Pue., pero que el documento precisa que nació en Cuernavaca, específicamente en la clínica del desaparecido doctor Caballero Díaz. Sin embargo, el representante del sol azteca ante el Consejo Estatal Electoral, José María Román Román, refirió otra acta de nacimiento que se desconocía, con nombres de autoridades y folios distintos”. Originario de Balancán, Tabasco, Graco Luis Ramírez Garrido Abreu fue el primer gobernador perredista de Morelos, en 2012-18, y muy probablemente será el último postulado por el sol azteca, partido al que dicho sea de paso tras las elecciones del 18 sólo le quedó el zurrón (el pellejo secado al sol de las víboras de cascabel). Graco se avecindó en la calle Cielito Lindo del fraccionamiento Rancho Cortés de Cuernavaca en los ochenta, me parece que en la misma época que la cantante Laura León, “El Tesorito”. Considerados históricamente Emilio Rivapalacio y Lauro Ortega los mejores gobernadores de Morelos, el resto de los mencionados o nacieron en esta entidad o vivieron aquí durante años o décadas. Derogado por allá de 2012 el artículo 58 de la Constitución Política del Estado de Morelos, dos de sus requisitos eran que los gobernadores deberían haber nacido en Morelos y tener aquí una residencia mínima de cinco años. Pero si no el derecho legal a ser gobernador, la mayoría de los mencionados tuvieron el derecho moral de serlo, por otras razones y porque en Morelos vivieron durante al menos cinco años o décadas. Hoy, larga como nunca en los mentideros políticos la lista de nombres para gobernador, entresaco dos. Los priistas de la vieja guardia mencionan a Luis Arturo Cornejo, pero coinciden en que la nominación le llegaría demasiado tarde. En el gabinete citan para Morena la circunstancia de Pablo Héctor Ojeda Cárdenas: que en el aspecto legal en el 2024 comprobará un lustro de residencia, en lo político cayó la influencia de su supuesta madrina, la ex secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, y de acuerdo al dicho de AMLO, una cosa es el derecho legal y otra el derecho moral… (Me leen después).

Por: José Manuel Pérez Durán jmperezduran@hotmail.com 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado