La gloria: Terminaba la primera quincena de agosto de 2016.

Llevado de la mano por el poeta Javier Sicilia, el rector de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), Alejandro Vera Jiménez, “sonaba” para gobernador, negaba que ese fuera su plan pero mentía.

“Político” como él se presumía, admitirlo hubiera sido antipolítico.

En sus noches febriles de aquel verano políticamente caliente, a lo mejor pensaba que si Cuauhtémoc Blanco Bravo no fuera un ex futbolista tan popular no le estaría estorbando en su camino a la gubernatura.

Pero, enemigo declarado en esos días –y hasta los actuales– del en esos días gobernador Graco Ramírez Garrido Abreu, necesitaba “blindarse” ante la eventualidad de una situación de carácter penal, y qué mejor para hacerlo que seguir asumiéndose en el papel de opositor y para el caso liderar al autodenominado Frente Amplio Morelense (FAM) en la farsa mediática del bloqueo al Palacio de Gobierno, cuya toma “simbólica” encabezó.

Aquello fue toda una puesta actoral, difundidas las imágenes videograbadas de un rector combativo levantando la pierna en el papel de paladín justiciero que arengaba a sus seguidores brincando la valla metálica, gritando consignas sociales, posando para las fotos del presente y los recuerdos del porvenir.

Caricaturizado en el grito de “¡síganme los buenos!” del Capulín Clorado, alardeó con que la única forma de que el FAM cesara sus protestas sería que Graco renunciara… pero no renunció y Vera se confirmó mentiroso haciendo lo que dos años antes negaba al registrarse oficialmente, el 15 de febrero de 2018, como precandidato del Partido Nueva Alianza a gobernador.

Siguiendo su plan de “estrategia política”, semanas después renunció a la candidatura del Panal y declinó a favor del candidato de la coalición Juntos Haremos Historia que postuló a Blanco Bravo, pero no gratis sino como pronto se vería a cambio de la chamba de director de Ciencia y Tecnología en el gobierno de Cuauhtémoc que ya se veía venir.

Seguramente pensó que se merecía el cargo, y que había pagado el “sacrificio” de cárcel en enero de 2018, aunque sólo simbólicamente.

Puesto por una noche solamente en prisión domiciliaria, fue arrestado en un restaurante del norte de Cuernavaca por agentes de la Policía de Investigación Criminal encabezados por el fiscal anticorrupción, Juan Salazar Núñez.

Detenido por el delito de peculado en agravio del Sindicato de Trabajadores Administrativos de la UAEM cuando cenaba con su colaborador Wistano Luis Orozco García, el comunicado de prensa emitido por la Fiscalía General de Justicia detalló: “Las Fiscalías General y Anticorrupción del Estado de Morelos informan que se cumplimentó una orden de aprehensión dictada por un Juez de Primera Instancia, Juicio Oral y Ejecución de Sanciones del Primer Distrito Judicial del Estado de Morelos en contra del ex Rector de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos, Alejandro Vera Jiménez, por su probable participación en el delito de abuso de confianza cometido en agravio del quienes presentaron denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción del Estado (el) Sindicato de Trabajadores Administrativos de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos”…

La debacle: el miércoles anterior, el pleno de magistrados federales determinó que Alejandro Jiménez, el ex secretario de Rectoría, Gerardo Ávila García, quien fue rector en el período 1995-2001, y el ex director de Empresas y Servicios de la Universidad, Wistano Luis Orozco García, tuvieron responsabilidad en el daño al erario público por más de 239 millones de pesos, al autorizar la subcontratación de una empresa “fachada” para cumplir con un contrato con la entonces Secretaría de Desarrollo Social, en donde la UAEM se comprometió a brindar productos y servicios en la Cruzada Nacional Contra el Hambre.

Medios nacionales citaron otras y destacaron la orden de aprehensión contra Alejandro Vera.

Prófugo de la justicia, lo espera el infierno de una prisión de máxima seguridad… (Me leen después).

Por: José Manuel Pérez Durán / jmperezduran@hotmail.com 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado