Todo parece indicar que este año no será el mejor en la trayectoria artística de Luis Miguel, ya que el cantante ha sumado una demanda más al historial legal que enfrenta. El nuevo proceso no es por parte de algún artista o exmánager, sino de su casa discográfica, Warner Music, que decidió tomar acciones legales contra El Sol porque les debe 3 millones 650 mil dólares.

De acuerdo con unos documentos presentados por el programa Suelta la sopa, el artista debía reembolsar la millonaria cantidad desde el 2014; sin embargo, no ha cumplido con el pago. Incluso, el año pasado el cantante renegoció, en un tribunal de Nueva York, la fecha en la que pagaría, pero el cantante no entregó el dinero.

Por el retraso en la entrega del pago, la demanda ha sido trasladada a una corte de Los Ángeles; para avisarle del proceso legal al artista se le ha enviado notificaciones que tiene en dicha ciudad, pero no ha había respuesta. Respecto al lugar se rumora que también enfrenta una demanda, ya que no ha pagado los meses de renta correspondientes.

Problemas legales
Esta situación legal que ahora enfrenta Luis Miguel con su disquera se anexa a las que tiene con su exrepresentante musical William Brockhaus, quien le ganó una demanda a El Sol, por lo que el intérprete de “La incondicional” deberá pagarle un millón de pesos.

A la par de esta problemática, también tiene una demanda por parte de Alejandro Fernández por cancelar la gira que ambos realizarían; el monto que deberá pagarle a El Potrillo será de casi siete millones de dólares. Respecto a este caso legal, Fernández no ha querido dar declaraciones.

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...