CUERNAVACA, MORELOS.- La Delegación Morelos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) informa que la instrumentación del cambio de horario puede experimentar efectos en la salud de las personas en las primeras semanas.
De acuerdo con los especialistas del IMSS, adelantar una hora el reloj influye en el comportamiento, por lo que se requiere un periodo máximo de 10 días para regular el estado de ánimo.
En este sentido, se recomienda a las personas sensibles al cambio de horario, evitar las siestas diurnas los primeros días para conciliar el sueño durante la noche, ajustar el reloj y seguir un horario regular para levantarse y acostarse.
Las más susceptibles y con mayor resistencia son aquellas que tienen algún trastorno del sueño, sobre todo adultos mayores que hacen pequeñas siestas durante el día.
Eventualmente algunas personas pueden experimentar cansancio o cambios de humor durante los primeros días del cambio de horario, incluso, presentar cuadros de gastritis, colitis o úlcera gastrointestinal, debido a que el reloj biológico personal está adaptado a comer a cierta hora y, de no hacerlo, el aparato digestivo secreta jugos gástricos de manera excesiva.
Finalmente, se destaca que los principales efectos por el horario de verano se observa en personas con trastornos del sueño, por ejemplo aquellos que padecen insomnio.

Duración. El horario de verano concluirá el próximo domingo 28 de octubre, al término de la temporada de mayor insolación.

Por: DDM REDACCióN
[email protected]