Un tren de pasajeros de la empresa Amtrak descarriló en hora punta de la mañana de este lunes sobre una autopista a 64 kilómetros al sur de Seattle, en el estado de Washington, en el noroeste de Estados Unidos, y causó al menos seis muertos y “múltiples heridos”, pero se espera que aumente el número de víctimas, según señalaron las autoridades locales. Ninguna de las personas fallecidas eran conductores que iban en los coches y camiones que colisionaron al descarrilar el tren, sino pasajeros del convoy, apuntó el sheriff del condado de Pierce.

Los descubrimientos preliminares de la investigación indican que el tren pudo haber chocado con algún objeto antes de salirse de las vías, dijo un funcionario estadounidense en condición de anonimato por no estar autorizado a revelar detalles de la investigación. El tren estaba haciendo su primer trayecto sobre unas vías recién construidas, de ahí que la misma fuente descarte que la causa del accidente fuera un problema de mantenimiento.

Las autoridades aseguraron que los servicios de emergencia que trabajan en la zona se centran en sacar del tren al número mayor de supervivientes para trasladarlos a los hospitales. Las imágenes difundidas por los medios locales muestran un gran despliegue de ambulancias y camiones de bomberos para atender a las posibles víctimas.

Amtrak, que gestiona la red estatal interurbana de trenes de pasajeros en Estados Unidos, confirmó que uno de sus trenes estaba involucrado, pero no proporcionó más información al respecto. El tren siniestrado, un 105, cubría la ruta de Seattle a Portland y se cayó al cruzar un puente sobre la autopista I-5, por Interstate 5.

El alguacil del condado de Pierce, en su cuenta de Twitter, afirmó que varios automóviles colisionaron por el descarrilamiento del tren, lo que provocó heridos entre los conductores pero no víctimas mortales. “Ver esto es desgarrador. Nuestros pensamientos y oraciones para todos los involucrados”, afirmó en la misma red social el alguacil. Por su parte, el gobernador de Washington, Jay Inslee, indicó en su cuenta oficial de Twitter que se trata de una “situación grave”.

Al menos un vagón cayó desde el puente sobre cinco carriles de la carretera interestatal alrededor de las 7:30 a.m. (15:30 GMT) y otro vagón del tren quedó colgando entre el puente y la autopista, que ha sido cortada en dirección sur.

Ver esto es desgarrador. Nuestros pensamientos y oraciones para todos los involucrados”

El presidente Donald Trump aprovechó el descarrilamiento para insistir en la necesidad de invertir en renovar las infraestructuras dañadas de la nación.

”El accidente de tren que acaba de ocurrir en DuPont, WA muestra más que nunca por qué nuestro plan de infraestructura que se enviará pronto debe aprobarse rápidamente”, dijo Trump en un tuit. “¡Siete trillones de dólares gastados en Medio Oriente mientras nuestras carreteras, puentes, túneles, ferrocarriles (y más) se derrumban! ¡No por mucho tiempo!”

En otro tuit, Trump se dirigió a las víctimas del accidente: “Mis pensamientos y oraciones están con todos los involucrados en el accidente de tren en DuPont, Washington. Gracias a todos nuestros maravillosos socorristas que están en la escena. Actualmente estamos supervisando el incidente desde la Casa Blanca “, tuiteó Trump.