Cuernavaca, Morelos.- Como ya es costumbre ayer decenas de automovilistas saturaron la autopista México-Acapulco, por lo que el Paso Express en Cuernavaca durante varias horas lució a vuelta de rueda.

Según el reporte de la Policía Federal (PF) División Caminos, el aforo vehicular en la autopista México-Cuernavaca, a la altura de la caseta de Tlalpan, fue de 60 vehículos ingresando a la Ciudad de México y 25 saliendo por minuto.

Ante el regreso de los vacacionistas que disfrutaron de las fiestas decembrinas y Año Nuevo, en Acapulco y Cuernavaca, autoridades de la Policía Federal (PF) implementaron un operativo en carreteras de la zona Centro para que llegaran a su destino con bien.

Algunos turistas como Antonio Flores, quien acudió con su esposa Leticia Vázquez, y sus hijas Aurora y Alejandra, a pasar las fiestas a Chilpancingo, Guerrero, mencionó que “el regreso fue un martirio, se me averió una llanta y tuve que cambiarla, además hice cinco horas de Chilpancingo a Morelos cuando son tres horas; la pista estaba cargada y en la caseta no se daban abasto”.

Por: Luis Flores
[email protected]