compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- La falta de actividad física y una mala alimentación son dos de los principales factores por los que se presenta la diabetes, informó Dora Domínguez Bordes, responsable estatal del programa de Diabetes de los Servicios de Salud de Morelos (SSM).
“La diabetes es una enfermedad que no distingue raza, sexo o posición económica, tiene múltiples factores de riesgo para que se desencadene y es ahí en donde se puede prevenir”, explicó la doctora durante la entrevista.
En el marco del Día Mundial de la Diabetes, aseguró que es necesario que las personas estén atentas a su salud para evitar los factores de riesgo y en caso de detectar algún síntoma pueda iniciar con el tratamiento, de lo contrario, podría complicarse y tener consecuencias fatales.
“Es indispensable que eviten una dieta cargada de azúcar, evitar el sedentarismo así como el consumo alto de bebidas azucaradas y gaseosas, más aún si las personas tienen antecedentes familiares de diabetes”, comentó la entrevistada.
Invitó a la población a que acuda a los Centros de Salud en caso de que detecte que presenta algún factor de riesgo para que se realicen la prueba de la glucosa y se pueda detectar a tiempo, tan sólo los SSM han detectado 22 mil personas con diabetes en lo que va de este año.
“Si se hace una detección temprana de la diabetes el paciente puede tener una mejor calidad de vida, ya que hay muchas personas que desconocen que padecen diabetes y la enfermedad avanza, ocasionado daños graves en su organismo”, destacó.
Por último, dijo que en caso de detectar a una persona con diabetes, se le canaliza con las áreas adecuadas para que puedan iniciar de inmediato un tratamiento para que eviten que la enfermedad se salga de control, ocasionado otros padecimientos que son relacionados.

Desfile. Ciudadanos salieron a las calles para demostrar que la activación física es un arma para combatir esta epidemia silenciosa.

Caracterizaciones. Jóvenes disfrazados de botargas difundieron que la alimentación sana es clave para combatir el mal.

Por: Marcela García / [email protected]