La Secretaría de Salud informó esta noche que en "dos o tres" semanas México podría entrar a la Fase 3 de la pandemia de coronavirus, que hasta este momento suma 2 mil 143 casos confirmados y 94 decesos.

Sobre los casos que aún están bajo sospecha, Hugo López-Gatell Ramírez, subsecretario de prevención y promoción de la Salud, informó que suman 5,209 y los que ya fueron descartados 10,682.

El funcionario federal resaltó que en la Fase 2 –en la que se encuentra el país– la probabilidad de contagiarse, así como la tasa de mortalidad por el nuevo coronavirus son bajas.

 

Sin embargo, explicó que las medidas de "sana distancia" y autoaislamiento tendrán repercusión en la Fase 3, que puede llegar en dos o tres semanas, por lo que pidió a los ciudadanos aplicarlas.

“Ahorita tenemos que guardar mucha disciplina porque viene la fase intensa de transmisión”, apuntó el subsecretario de Salud.

López Gatell expuso que en la muestra global de los casos de coronavirus en México, 2 de cada 10 personas que presenten síntomas relacionados con Covid-19, serán debido a un verdadero contagio de coronavirus, los demás casos se deberían al virus de la influenza.

Las medidas para evitar el incremento de casos y así llegar a la inminente fase 3 con los menos casos posibles se dieron por consigna en el país, aunque los números no reflejan el efecto positivo de estas nuevas medidas.

El estado de Emergencia Sanitaria se tomó para el aplazo de entrada a la fase 3, la cual sigue prevista a finales de abril, pero se espera que su impacto no sea tan grave para los servicios de salud.

Hugo López-Gatell Ramírez, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, en su intervención, hizo un llamado a la sociedad  en su citada "última oportunidad" para frenar el virus al referirse a la cuarentena antes de que su propagación se volviera de crítica importancia.