Uno de los artistas que han marcado la historia no solo en el mundo de la música, a 30 años de su muerte la leyenda ha cobrado más fuerza como un icono de los hombres sin masculinidad frágil que han logrado ser líderes de masas.

Cada vez es más común ver a un hombre con las uñas pintadas, tacones y una seguridad que le atribuye instantáneamente un atractivo inevitable, sin embargo, aun a pesar de los años, varios artistas son criticados por usar faldas o usar maquillaje.

“Parecen niñas” podemos ver en comentarios de estrellas que utilizan su libertad de expresión para vestir como quieren, sabiendo que la ropa no está destinada a un género, y solo hay una constante dentro de las críticas, “Eso ya lo había hecho Freddie Mercury, David Bowie o Boy George…”

Freddie Mercury ha pasado a ser una de las estrellas que han tomado más fuerza aún después de su muerte en 1991, un icono adoptado para celebrar el éxito de otros, “We are the champions” que ha sido utilizado innombrables veces para una ceremonia de premiación;

Un icono de la moda, un hombre que vivía enamorado del mundo queer, pero se mantenía al margen de los temas sobre su sexualidad, y ahora es usado como icono de los hombres que han optado por demostrar que su masculinidad no se encuentra en la manera en la que se presenta.

El cantante de Queen revolucionó la escena de los hombres en la música, y logró inmortalizar su papel como un artista sin masculinidad frágil, que lograba llegar a unos bajos inexplicables con su voz, aun teniendo un pantalón de cuero pegado.

A pesar de su orientación sexual y manera de vestir el artista aún está en duda si representa un icono de la comunidad LGTBQ+, pues a comparación de otros artistas, él no sé regia por su orientación para comunicarse con su público y logró romper estereotipos para una comunidad diversa.

Podemos ver ahora a Harry Styles rompiendo estos estereotipos para un público más joven, Maneskin, Bad Bunny o BTS, pero a diferencia de Freddie o Bowie,  estos comportamientos no son aceptados más que por sus propios fans.

Una comparación que no permiten aquellos conservadores, guiados por una misoginia internalizada, el papel de Freddie en la eliminación de los estereotipos está inmortalizado, casi adueñándose del rol.

La estética transgresora aún no ha sido aceptada del todo, las masas conservadoras toman un papel de juez al ver a otros artistas llevar a la feminidad a su género, poniendo en duda si de verdad ven Freddie como un ser que rompió prejuicios, o lo pasan por alto porque su talento es inigualable.


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado