Un juez de control calificó de legal la detención de un hombre acusado por el delito de secuestro simulado, mismo que pretendía que su familia pagara el rescate por su supuesta liberación, quien fue detenido por agentes del Grupo-Fusión de la Fiscalía Especializada en Combate al Secuestro y Extorsión.

El miércoles 15 de enero, el hoy imputado Salvador “N” salió de su domicilio ubicado en la Colonia Rubén Jaramillo, de Temixco, para trasladarse a Naucalpan, en el Estado de México en donde se desempeña como guardia de seguridad, perdiendo contacto con él su familia.
Fue la madre del imputado, quien recibió una llamada telefónica y posteriormente mensajes en donde amenazaban con privar de la vida al joven si no realizaban el pago de dinero a cambio de la libertad de la supuesta víctima, enviando imágenes en donde se le veía sometido.

Al tomar conocimiento de los hechos, a través de la Fiscalía Antisecuestros se activaron los protocolos correspondientes, realizando las acciones de gabinete y de campo que permitieron establecer que el joven supuestamente privado de la libertad sería el propio responsable de hacer creer a su propia familia su secuestro.

Es a través de agentes del Grupo Fusión-UECS, conformado por autoridades estatales y federales, logran la detención de Salvador “N” en la colonia Rubén Jaramillo, a quien se presentó ante la autoridad judicial quien calificó de legal la detención y estableció en su contra medidas cautelares distintas a la prisión preventiva, toda vez que el juzgador consideró que no es proporcional la pena con la medida cautelar de Prisión.
 
Por lo anterior, se continuará el proceso en contra de Salvador “N” por el delito de secuestro simulado, en tanto, no podrá salir del estado, y está impedido para acercarse a las víctimas, ni domicilios y/o lugares que frecuenta la víctima.