CUERNAVACA,  MORELOS.- Con el Domingo de Ramos de la Pasión del Señor inicia la Semana Santa, tiempo en que la iglesia católica dedica para recordar la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo.

Bajo estrictos protocolos de sanidad, como usar cubrebocas y alcohol gel al 70 por ciento, decenas de personas acudieron a las distintas capillas y parroquias de la entidad para participar en la celebración del Domingo de Ramos, el último día de la Cuaresma y el inicio de la Semana Santa, que recuerda la entrada de Jesús a Jerusalén.

A diferencia de otros años, en esta ocasión las parroquias y capillas no se desbordaron de personas debido a que hasta este domingo en Morelos se encontraba vigente el color naranja del semáforo de riesgo de COVID-19, lo que significa que solo se permite el 25 por ciento del total de aforo.

A lo largo del día se llevaron a cabo distintas celebraciones eucarísticas para que los feligreses acudieran a bendecir sus ramos, mismos que serán utilizados para obtener la ceniza del próximo año.

Con el Domingo de Ramos inicia una de las celebraciones más importantes para la comunidad católica, sin embargo, debido a la pandemia por COVID-19, las representaciones de la Pasión de Cristo serán transmitidas a través de redes sociales, con la finalidad de evitar contagios.

Pese a que Morelos cambió a color amarillo la Diócesis de Cuernavaca invitó a la feligresía a seguir las actividades a través de las diversas plataformas y, si acuden a la iglesia deben respetar los protocolos establecidos en cada una de las parroquias.

En Morelos, en el poblado de Ocotepec, ubicado al norte de Cuernavaca, se realiza la celebración más grande sobre la Pasión de Cristo, en la que cual intervienen decenas de actores y un sinnúmero de personas que desde meses atrás trabajan en los preparativos. Esta actividad reúne a miles de personas año con año, pero en esta ocasión, determinaron realizarla días atrás y grabarla para transmitirla por redes sociales, con la finalidad de mantener viva la tradición de acompañar a Jesús en cada uno de los momentos de la Semana Mayor.

Por Marcela García / marcela.garcia@diariodemorelos.com