Un 10 por ciento de las plantas purificadoras de agua que operan en la entidad han recibido multas y sanciones por no aplicar los procedimientos necesarios para el llenado y venta de agua embotellada.
Lo anterior lo informó la responsable del programa Calidad Microbióloga de Alimentos de la Comisión para la Protección contra los Riesgos Sanitarios del Estado de Morelos (Coprisem), Yadira Carrillo González.
La dependencia, dependiente de los Servicios de Salud, asegura que durante todo el año efectúa operativos, pero se intensifican en Cuaresma, especialmente a las purificadoras de agua.
El año pasado, hubo inspecciones a:

-500 negocios existentes en Morelos
-50 de ellos presentaron irregularidades

Por lo que fueron sancionados, pero ninguno clausurado. Las fallas más frecuentes encontradas fueron:

-el área de llenado debe estar totalmente aislada y muchas veces no la tienen así, lo puede ocasionar contaminación del agua así 
-falta de documentación.

Dependiendo del tipo de irregularidad se le da un tiempo para que hagan las correcciones necesarias, si no lo cumplen procede el cierre del establecimiento.