Hace unos días por la noche, pasé por la Pirámide de Teopanzolco, percatándome que sigue sin apreciarse desde las Calles aledañas por estar oculta tras una barda, y recordé a las huacas -pirámides- dentro de la ciudad de Lima que se pueden apreciar desde las calles inmediatas regalando un impresionante espectáculo sobre todo nocturno por su espléndida y colorida iluminación. 

Quizá la razón de ocultar la de Teopanzolco fue por ignorancia sociocultural o para obligar a pagar para poder apreciarla: Hace décadas contaba con una malla perimetral que permitía ver esa magna y única construcción prehispánica que se conserva en Cuernavaca. De este tema publique un primer artículo en abril de 2017 –cuando el entonces gobierno estatal estaba por concluir- con la propuesta de que esta maravilla se pudiera apreciar para darle un valor turístico agregado a nuestra Ciudad y al Estado. 

La pirámide de Teopanzolco (Lugar del templo viejo) es el vestigio prehispánico más antiguo e importante que ha quedado dentro de la zona conurbada de nuestra Ciudad de Cuernavaca, sus orígenes se remontan a siglos anteriores a la fundación de la Ciudad de México-Tenochtitlan. Su especial estructura de doble escalinata es anterior al Templo Mayor de la Ciudad de México, ambas tenían también dos templos en lo alto, en ambos casos dedicados a Tláloc y a Huitzilopochtli por lo que se deduce que Teopanzolco sirvió de modelo al Templo Mayor de la Ciudad de México-Tenochtitlan. 

La llegada de los aztecas o mexicas a la isla fue el siglo XIV, su fundación fue el 26 de julio de 1325, y su Templo Mayor de varias etapas superpuestas se construyó hacia los años 1400 al 1500. 

Por esa razón hicimos la solicitud formal a las autoridades para que la pirámide y sus anexos se puedan iluminar y apreciar tanto de día como de noche desde las calles que la circundan, lo que sin duda será un espectáculo tanto para locales como para turistas nacionales y extranjeros. Solo se requiere retirar la barda y en su lugar colocar una malla perimetral que cumpla con este propósito para su mejor apreciación, la iluminación ya existe.

La pirámide fue descubierta en 1915 durante la Revolución por la percusión de un cañón que estaba colocado en la cumbre de la loma que la ocultaba, una loma artificial conocida como El Mogote. El crecimiento de la ciudad, ocultó muchas evidencias sobre este asentamiento y de la cantidad de sus construcciones. En los predios colindantes se han detectado restos de muros y materiales arqueológicos que amplían información sobre la historia de este lugar.

Se dice que Teopanzolco fue fundada y abandonada por los olmecas, después llegaron los toltecas que la dejaron, y finalmente ocupada por los tlahuicas, quienes construyen la última de las tres etapas superpuestas de la pirámide. Pero su población era insegura y atacada, es cuando se decide fundar Cuauhnahuac –hoy Cuernavaca- que está protegida de manera natural por dos profundas barrancas donde construyeron puentes levadizos para evitar o dificultar invasiones uno de ellos era el de Amanalco. El abandono de Teopanzolco pudo haber sido el resultado de su asedio y conquista por el imperio de Tezozomoc de Azcapotzalco.

Cuernavaca y todo el territorio de Morelos fueron ocupados por diversas tribus y después culturas como los olmecas, también con vestigios en el Barrio de Gualupita. 

Con la vista al público de esta pirámide, Cuernavaca tendrá un referente visual de su importante historia prehispánica, y no solo de la época colonial como lo es actualmente el Palacio de Cortes. 

Hay otras edificaciones históricas importantes en penosas ruinas que han sido rescatadas con la intervención del gobierno estatal 2012-2018, como el antes abandonado, destrozado y finalmente incendiado edificio de la Estación del Ferrocarril para ser usado como escuela de música ya en funciones. Y es de agradecer al actual gobierno del estado su intervención ante el Gobierno Federal para la restauración de la finca de Lázaro Cárdenas en Palmira ahora Escuela de Artes y Oficios y práctica de deportes.

En el caso de la pirámide con una inversión menor será apreciarla cuando menos en el lado norte y oriente, una obra nada complicada ni costosa.

Tiene la palabra el Gobierno del Estado y las agrupaciones de la Sociedad Civil para impulsar este tema ante el INAH y ante las autoridades federales para lograr los recursos necesarios.      

Video restauración de la estación del Ferrocarril;

https://www.facebook.com/watch/?ref=search&v=1922093431362794&external_l...

9537071f5691&

q=revista%20insignia

Video restauración de la Finca Palmira;

https://www.facebook.com/page/1435942826644526/search/?q=palmira

¡Hasta la próxima!

Por: Carlos Lavín Figueroa / carlos_lavin_mx@yahoo.com.mx


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado