CUERNAVACA, MORELOS- Los diputados no responderán a caprichos de magistrados, sólo harán precisiones sobre la reforma constitucional en materia de organización y administración del Poder Judicial, aseguró ayer el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, Enrique Laffitte Bretón.
El diputado dijo que se trató de reformas necesarias, que fueron solicitadas tanto por el Poder Judicial, como por la sociedad y, “como toda reforma, a veces afecta a algunos grupos”, dijo, y para solventar las inconformidades, reiteró que el Grupo Parlamentario del PRD ya preparó una iniciativa “tendiente a tranquilizar las inconformidades”.
Se trata, insistió de “correcciones” y “precisiones”, adicionales al decreto de la reforma que ya fue declarada como válida por la Diputación Permanente, pero que aún no ha sido publicada en el periódico oficial Tierra y Libertad.
Por ejemplo, los diputados precisarán que los magistrados podrán recibir ingresos adicionales a sus emolumentos, por la impartición de clases; esta restricción se puso para homologar a los miembros del Poder Judicial local, con el federal.
Sin embargo, los magistrados que se inconformaron por esto, argumentaron que no reciben los mismos sueldos que sus homólogos federales.
En el caso del Tribunal de Justicia Administrativa, se le devolvió la autonomía, luego de que se había puesto dentro del organigrama del Poder Judicial, y a la magistrada Ana Virinia Pérez, se le designa al frente de la Sala Especializada en Justicia para Adolescentes, luego que el tribunal fue extinguido.
El diputado local reiteró que estas precisiones no se harán en atención a caprichos o presiones de los impartidores de justicia, sino en atención a un malestar generalizado que despertó la reforma constitucional en cuestión.

Postura. Legisladores consideraron que las correcciones a la reforma judicial son más precisiones que alguna sugerencia hecha por magistrados.

 

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]