El Gobierno de España lamenta profundamente que se haya hecho pública la carta que el Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Andrés Manuel López Obrador, dirigió al Rey el pasado 1 de marzo, cuyo contenido rechazamos "con toda firmeza".

En una nota remitida a Efe, el Gobierno considera que "la llegada, hace quinientos años, de los españoles a las actuales tierras mexicanas no puede juzgarse a la luz de consideraciones contemporáneas".