Por PABLO RUBÉN VILLALOBOS

 

Buscó y encontró la UAEM, el apoyo económico de Hacienda y la SEP para sus trabajadores.

 

¡Por lo que la “Uni” pugnó,

tras los oficiales yerros,

al fin la lana salió

del cochinísimo cerdo!

 

Corolario: ¡La insistencia y advertimientos frente al Gobierno Federal y Estatal, obligó abrir las alforjas y el “marranote”.


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado