compartir en:

Acepta el alcalde Enrique Alonso mando único en Tlaquiltenango.

Alonso, quien rinde honores,
ayer era un valentón…
Tras tantos torpes errores…
¿Quién le quita lo bocón?

Corolario: ¡No que no..!¡Nomas le apretaron tantito y reculo..? 
 

 Por PABLO RUBÉN VILLALOBOS