compartir en:

Cuernavaca, Morelos.- En la entidad, alrededor de 20 escuelas ofrecen servicios educativos a la población migrante que se asienta por periodos de cosecha en diferentes zonas, donde becarios con perfil docente atienden a niños a quienes se les entrega un certificado que acredita el nivel cursado.

Las escuelas de los hijos de jornaleros se atienden en el periodo del calendario agrícola y se les otorga un documento parcial para que cuando ellos se trasladen a otra comunidad donde pueda ser que terminen el ciclo, ya tengan un documento que les permita concluir sus estudios en algún estado de la república, dijo Joaquín Mario Landa Ávila, director de Educación Elemental del Instituto de la Educación Básica del estado de Morelos (IEBEM).

Argumenta que Morelos cuenta con gran población migrante, provenientes de los estados de Tlaxcala, Puebla, Guerrero y Michoacán; quienes se instalan por temporadas de entre cuatro y seis meses, en puntos donde se cosecha la caña, ejote, y otras hortalizas.

“Hacemos convenios con los propietarios de las empresas para que nos presten los espacios y nosotros les demos el servicio educativo a los niños. En la entidad existen alrededor de 20 escuelas, donde atienden niveles escolares, inicial, preescolar, primaria y secundaria; algunas de estas son de tiempo completo”, puntualizó.

Por: Guillermo Tapia
[email protected]