El fiscal del estado de Michoacán, Adrián López Solís, informó que personal a su cargo detuvo a Diego Urik "N", presunto feminicida de la joven de 21 años, Jéssica González Villaseñor.

Señaló que la institución realiza los trámites para ponerlo a disposición del Juez de Control que lo reclama. 

“Mantenemos firme nuestro compromiso de que se haga justicia”, reiteró López Solís.

Jéssica González fue vista por última vez por sus familiares el 21 de septiembre; cuatro días después fue encontrada muerta en una zona boscosa de Morelia.

La licenciada en educación presentaba golpes en la cabeza que le provocaron una hemorragia, lo que le costó la vida.

Era muy humana

Para Cristo Adán González Villaseñor, hermano de Jéssica, la joven originaria deMorelia, era muy humana; le gustaba ayudar y ver por los demás.

“Era la persona más humana; una mujer muy inteligente; muy luchadora por sus ideales; pero sobre todo muy preocupada por toda la sociedad”, enfatiza.

Tenía 21 años de edad y era recién egresada de la licenciatura en Educación por el Colegio Salesiano Anáhuac y acababa de ganar el concurso para una plaza de docente.

“Ella confiaba mucho en que su profesión era la correcta y que a través de su voz, poder cambiar a las personas, a través de los niños pequeños”, revela Cristo Adán.

Cristo cuenta que su hermana era muy alegre y le gustaba la música de banda, aunque no concordaba mucho con su perfil. Siempre y en todos lados cantaba.