CUERNAVACA, MORELOS.- Denuncian la explotación de agua del río en el poblado de Santa María; son 40 pipas que extraen a diario de forma ilegal y que venden como agua potable, la cual está lejos de ser agua potabilizada.

La señora Sandra “N”,  vecina de  Rancho Cortés, junto con otros colonos, denunció “el gravísimo problema que de dos años a la fecha, pasaron de circular siete pipas de agua,  disque potable porque en sus cisternas traen rotulado esa leyenda, a 40 camiones actualmente, sobre las calles de Rosal y Laurel dentro del fraccionamiento de Rancho Cortés”.  

Pero ni las autoridades municipales, encabezadas por José Luis Urióstegui, han intervenido ante ello.

Comentan que estas pipas salen de atrás del Hotel Aristos Mirador, y la extracción del agua con que llenan las pipas, la realizan en una propiedad cuyo dueño es un señor llamado “Juan de la O”.

Dieron a conocer que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) ya tiene conocimiento de este problema, porque este señor De la O pidió un permiso para sacar agua del río a esta dependencia, pero se lo negaron. 

Desde hace mucho tiempo atrás, cuando apenas eran siete pipas y ahora ya son 40

Dicen los vecinos de Rancho Cortés que ante los hechos, Conagua realizó una supervisión y llegaron hasta la propiedad que tiene acceso al río. En esa ocasión se pusieron sellos de clausura, los cuales posteriormente fueron violados y siguieron explotando el agua del río.

“Por tal motivo solicitamos que las autoridades realicen y procedan nuevamente, con apego a la Ley”, demandan los vecinos.

Problema. Vecinos denuncian la venta de agua de río como agua potable, sin que autoridades intervengan.

Por: LUIS FLORES / luis.flores@diariodemorelos.com


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

También te puede interesar