Las autoridades sanitarias federales indicaron esta noche que el número de personas fallecidas en México por COVID19 subió a 28 durante las últimas 24 horas; mientras que la cifra de casos confirmados rebasó, finalmente la barrera de los mil con 1094.

Mientras que el registro de casos sospechosos de coronavirus ascendió a 2 mil 752 y los descartados a 5 mil 635.

El secretario de Relaciones Exteriores indicó que, tras la reunión del Consejo General de Salubridad, se acordó decretar la emergencia sanitaria por el avance del virus.

“Se declara emergencia sanitaria, por causa de fuerza mayor, a la epidemia de enfermedad generada por el virus Covid-19, por lo que”, indicó el canciller en conferencia de prensa desde Palacio Nacional.

Como parte de las medidas para reforzar la estrategia de mitigación, Hugo López-Gatell Ramírez, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, dijo que se ordenó la suspensión de actividades no esenciales del 30 de marzo hasta el 30 de abril.

“En los sectores público, privado y social, es decir, todo, con la finalidad de mitigar la dispersión y transmisión del virus SARS-CoV-2 en la comunidad para disminuir carga de enfermedad, complicaciones y muerte”, indicó el doctor.

De esta manera, sólo operarán de manera normal los sectores de salud, seguridad, distribución de agua y energía, así como áreas primordiales del gobierno.

Parte de las nuevas restricciones prohíben realizar congregaciones de más de 50 personas.

López-Gatell exhortó a la población a no salir de casa hasta el último día del mes abril; una limitación voluntaria de movilidad.

Esta última medida será aplicada con mayor fuerza a personas mayores de 60 años, así como enfermos de diabetes, obesidad, hipertensión y mujeres embarazadas.

El funcionario agregó que, después del 30 de abril, las secretarías de Salud y Trabajo emitirán lineamientos para el regreso escalonado a los centros de trabajo.

 

Otra de las medidas incluye postergar hasta nuevo aviso censos o encuestas que involucren movilización de personas.

Finalmente, puntualizó que la estrategia será implementada con estricto apego a los derechos humanos.