Los contribuyentes de Cuernavaca no tienen por qué pagar con sus impuestos 9 millones de pesos mensuales por alumbrado público; de este sistema sólo un tercio de las 27 mil luminarias operan correctamente, afirmó el presidente Antonio Villalobos Adán. Aseguró: “con el alumbrado público al cien por ciento, es posible reducir en un 32 por ciento los niveles de inseguridad en la ciudad”.

Declaró lo anterior para  Diario de Morelos, al explicar la propuesta consistente en que el alumbrado público lo preste un organismo público privado, con aval y respaldo de los poderes Legislativo y Ejecutivo. Explicó que las múltiples fallas, fugas de electricidad, lamparas y LEDS obsoletos, cortos circuitos y focos encendidos todo el día, propician ese desperdicio de energía que se paga y no se utiliza.

Afirmó que el Ayuntamiento está pagando “por tener una ciudad apagada”, por lo que la propuesta a los integrantes del Congreso de Morelos, busca ser respaldada para modernizar este sistema de alumbrado con el apoyo del Gobierno estatal.

El alcalde Antonio Villalobos habló sobre la necesidad de que la ciudad tenga un servicio de alumbrado público de calidad y eficiente que sirva también para inhibir el delito. “Estamos pagando nueve millones de pesos mensuales por tener una ciudad apagada”, aseguró.

Explicó a las familias de la ciudad que el sistema de alumbrado públicos, según el censo realizado, cuenta con 27 mil luminarias, que son atendidas por una brigada de apenas 16 técnicos de la Dirección de Alumbrado y por todo equipo una grúa tipo "jirafa".  Es imposible garantizar un servicio de alumbrado al cien por ciento y por tanto, propicio para la delincuencia, resaltó en la entrevista. 

Tras minimizar de nueva cuenta la postura de un diputado que, sin fundamento está en contra de lo que apenas se etapa en inicio de proyecto, Villalobos Adán advirtió que “es momento de tomar decisiones en conjunto con los poderes Ejecutivo, Legislativo y el Ayuntamiento de Cuernavaca, de otra manera la capital del Estado seguirá viviendo a oscuras y… no pasa nada”, concluyó el alcalde a pregunta de los comunicadores.